El precio de los alimentos básicos se dispara un 21% desde septiembreSe esperan subidas progresivas para las próximas semanas

  • En el último trimestre del año, el pan subirá un 50%, la leche, un 40%, y la carne, un 30%

No hay tregua. Los alimentos básicos siguen encareciéndose y por segundo mes consecutivo los productos que cualquier onubense puede incluir en su cesta de la compra semanal se han vuelto a encarecer un 7,3 por ciento, lo que lleva a que desde septiembre estos alimentos hayan experimentado una subida de un 21 por ciento. La culpable, en esta ocasión, ha sido la carne de cerdo y ternera, cuyo precio ha subido más de un euro en tan sólo un mes.

De los doce productos analizados (leche, galletas, cereales, yogures, huevos, carne, pan y pescado) todos (salvo el pescado) han experimentado una subida en sus precios a 30 de noviembre (al igual que ocurrió al término de octubre en relación a los precios que el mercado fijaba en septiembre), lo que ha hecho que a día de hoy y sólo teniendo en cuenta estos productos, la compra que hace un mes costaba 110 euros, actualmente obligue a un desembolso de 20 euros más, según los datos que baraja la Asociación de Amas de Casa 'Virgen de la Cinta' y 50 más de los que se debían gastar en septiembre.

Las más que anunciadas subidas en los precios de la carne ya se han hecho efectivas y, por tanto, ya se han dejado notar en las carteras de los onubenses. Un kilo de ternera cuesta hoy 1,20 euros más que el mes pasado lo que supone un 11 por ciento más, incremento similar al que ha registrado la de cerdo (un 15 por ciento más que se traduce en un incremento en el precio del kilo de 1,15 euros), mientras que las etiquetas del pollo marcan 5 céntimos más, si se compra en piezas, o 15 más si se adquiere el producto en filetes. En este sentido, fue el sector avícola el primero en anunciar subidas en sus precios, de forma que la Interprofesional Avícola Propollo aseguró que el precio del pollo subiría entre 18 y 20 céntimos por kilo en los últimos tres meses del año, cuando en Huelva este incremento ya va por los 23 céntimos, mientras que en el caso de la carne de vacuno, los productores han descartado grandes subidas a corto plazo porque su demanda es más débil que la de porcino, aunque de momento, la variación ya ha llegado a superar el euro (1,40 euros).

Además de la carne, los derivados de la leche y los cereales han sido los más perjudicados. Especialmente los yogures. Ahora las cuatro unidades de una marca líder en el mercado cuestan un 24 por ciento más ( 30 céntimos) que hace un mes. Tras el verano, el encarecimiento de algo tan básico como una barra de pan llegó a desconcertar a los onubenses y ahora el pan de molde sigue el mismo camino. En este mes el incremento ha llegado a la 14 por ciento; es decir, 20 céntimos más. Lo mismo que está ocurriendo con los cereales, que si en verano costaban poco más de 1,50 euros, ahora ya sobrepasan los 2 euros, después de que en este último mes su precio sea 20 céntimos superior. Los huevos siguen su escalada particular dejando casi olvidado los 1,10 euros que había que pagar por una docena al término del verano, frente a los 1,28 euros que hay que destinar ahora para su compra. Y si parecía que la leche (ya a precio de combustible) había subido todo lo que se había previsto, el seguimiento de precios que se está llevando a cabo en diferentes establecimientos de Huelva (la mayor parte de ellos, supermercados) deja en los tickets de la compra un nuevo incremento, aunque sólo sea de 1 céntimo (el mes anterior fueron 18 céntimos los que se sumaron al precio de septiembre).

En vista de todos estos incrementos, queda claro que el frío del invierno ha dejado congeladas las cuentas de los onubenses, que este mes gastarán menos que el año pasado en sus compras para Navidad, rebajando incluso el presupuesto para alimentación (el más elevado de las compras para estas fechas) a pesar de la subida de los precios, lo que pone de manifiesto que además de los efectos en la economía de los ciudadanos estas subidas dejarán huella en el sector del comercio, que, a pesar de no haber cerrado las cuentas del año, ya habla de "situación desoladora" en muchos casos. Además, la situación llevará a que el índice de precios de consumo (IPC) del próximo mes pueda experimentar un notable incremento porque el grupo de alimentos y bebidas no alcohólicas supone un pilar fundamental para su medición, al representar un 22 por ciento del total. Así, los expertos auguran, incluso, un repunte de este índice de hasta el 3,5 por ciento. Y es que todos los alimentos básicos previamente comentados representa casi el 7 por ciento del total del IPC, un porcentaje nada despreciable y más teniendo en cuenta que se trata de productos de primera necesidad para las familias españolas.

La situación preocupa a los onubenses que ya no saben cómo hacer las cuentas para poder llegar a final de mes y también a los comerciantes, que ven cómo va disminuyendo la venta de otros artículos, ante la necesidad de los consumidores de poder hacer frente a la subida de unos alimentos de los que no pueden prescindir para poder seguir una dieta saludable. Y lo peor de todo es que las previsiones para las próximas semanas no son buenas. El pan tiende a subir un 40 por ciento desde su precio en septiembre hasta finales de diciembre. La carne de cerdo tiene prevista una subida de hasta un 30 por ciento en el último trimestre del año, y la harina también se incrementará en la misma proporción. La escalada de precios también sigue en los productos lácteos, a pesar de que ya se ha sobrepasado el 20 por ciento que se había previsto (actualmente y tomado como referencia el precio de septiembre éste ya se ha incrementado un 22 por ciento). Incremento que en el caso de los huevos se fija en un 15 por ciento y en el del pollo de un 10 por ciento.

De ahí que el final de año y comienzo del próximo "no tenga visos de favorecer a las economías domésticas familiares", ya que se prevén encarecimientos progresivos de productos de primera necesidad como son el pan, los huevos, carne de pollo y la del cerdo, según entiende el asesor jurídico de la Asociación 'Virgen de La Cinta', Antonio Pérez. Una subida que se trasladará también a los productos lácteos y derivados de los leche. En definitiva, todos aquéllos que dependen directa o indirectamente del cereal, que a partir de la primera quincena de este mes "serán mucho mayores, ante la llegada de las fechas navideñas."

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios