El alcohol y las drogas están detrás de uno de cada cuatro puntos retirados

  • El exceso de velocidad lidera el ranking de sanciones impuestas entre enero y junio

Un efectivo de la Agrupación de Tráfico realiza una prueba de alcoholemia a un motorista. Un efectivo de la Agrupación de Tráfico realiza una prueba de alcoholemia a un motorista.

Un efectivo de la Agrupación de Tráfico realiza una prueba de alcoholemia a un motorista. / josé martínez

Detrás del 26,4% de los puntos retirados por Tráfico a los conductores onubenses en la primera mitad del año en curso, es decir, en más de uno de cada cuatro, estaban el alcohol y las drogas. Según los datos facilitados por la Jefatura provincial a este rotativo, los onubenses perdieron 2.522 puntos por dar positivo en los controles de alcoholemia y otros 1.644 por hacer lo propio en los de estupefacientes, 4.166 puntos en total.

El jefe provincial de Tráfico, Alfonso Espuche, recuerda que un exhaustivo estudio realizado por la DGT en 2015 en todas las vías de España y con análisis en todas las franjas horarias dio como resultado que "el 9% de los conductores está bajo los efectos del alcohol y las drogas". La situación en Huelva "preocupa", porque incluso hay nueve reincidentes en el primer tramo de este año, "que son muchos".

La detracción de puntos, asegura Espuche, implica que la denuncia ya es firme, es decir, "que se ha analizado en el laboratorio y ha dado positivo la presencia de drogas o alcohol en su organismo". En nuestra provincia tienen mayor incidencia el cannabis y la cocaína, apunta.

El exceso de velocidad es el rey de las sanciones de la DGT en Huelva. De hecho, motivó ni más ni menos que 1.454 multas, un 28,9% más que doce meses antes, y por este motivo perdieron 3.362 puntos en Huelva. En total 42 conductores, una cifra nada desdeñable, se quedaron sin seis puntos del permiso por superar velocidades de 150 kilómetros por hora.

Espuche indica que el aumento de infracciones por exceso de velocidad hay que ponerlo en relación con el incremento de los desplazamientos, más de 183.000 previstos en nuestra provincia en estos días de puente.

Resulta curioso que en Huelva, a estas alturas de la película y con las incontables campañas de prevención que se han realizado desde la DGT, las sanciones por no llevar el cinturón de seguridad o los pertinentes sistemas homologados de retención infantil hayan sido en el arranque del año 907, lo que ha conllevado la retirada de 2.271 puntos para 890 conductores, un 15% más que en el ejercicio anterior. Diecisiete reincidentes, para más inri. El jefe provincial de Tráfico recuerda que el cinturón de seguridad hay que ponérselo siempre, "incluso en los desplazamientos más cortos, y también es imperativo en el casco urbano; no por ir despacio es menos imprescindible que en cualquier otra vía".

Otro de los motivos en discordia para la fuga de puntos de los permisos onubenses en el semestre pasado fue la utilización del teléfono móvil mientras se conduce. De hecho, 774 conductores fueron pillados in fraganti no sólo hablando por el terminal, sino "escribiendo whatsapps". La situación acabó el 30 de junio con 780 multas y la detracción de 2.340 puntos, el 14,8% del global.

Si alguien mira el teléfono mientras conduce a 120 kilómetros por hora, hay que tener en cuenta que recorrerá 33 metros antes de poder pisar el pedal del freno ante alguna incidencia que se le presente en la carretera. Y que, una vez lo haga, en seco recorrerá 90 metros antes detenerse completamente. Si la calzada está mojada, se desplazará 146 metros, "casi un campo de fútbol y medio". El móvil es, a juicio de Alfonso Espuche, "el rey de las distracciones". De hecho, él ni siquiera recomienda utilizar el manos libres, porque todo lo que sea apartar la vista de la carretera o no tener puestos todos los sentidos en ella puede acarrearnos un disgusto.

Con el uso del casco la mayor parte de las incidencias se concentra en los núcleos urbanos. Asegura el jefe de Tráfico que "incluso hemos hechos campañas de control en vías interurbanas que han dado cero casos". Pero en ciudad los motoristas se relajan y 34 de ellos han pedido 102 puntos en el primer semestre.

Seguimos sin respetar lo suficiente los stops (236 multados) ni los semáforos (177 sancionados) y hubo 36 personas que se dejaron 144 puntos de sus permisos de conducir por realizar adelantamientos prohibidos, "muchos por no respetar el metro y medio pertinente para rebasar a los ciclistas".

La conducción temeraria es otra de las infracciones que conlleva la máxima retirada de puntos, 6 en total. Y en Huelva cometieron esta tropelía 97 conductores, a los que la DGT castigó con la retirada de 582 puntos.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios