La Victoria en la casa de Huelva

Semana muy movidita

La semana ha sido para olvidar. De las más tensas. En las que se piensa que para qué reformar los estatutos si hay artículos que cada uno lo coge por dónde quiere. Cuarenta y dos días pasaron desde la carta del Obispado que instaba al Consejo una reunión para buscar una solución al Lunes Santo y la celebración de esta; con esa premisa se puede pensar lo que se quiera. Al final todo se fue de las manos. Es para mortificarse. Un año más de laudo el Lunes Santo, osea de fracaso.

Metiendo fuego

El presidente del Consejo, Modesto Fernández Jurado, dice que está en un túnel en el que va cerrando puertas. Pero como parece que no ve la luz, las está amontonando y metiéndole fuego. Hay quien se pregunta si el presidente debe estar para solucionar problemas o para crearlos; para buscar un diálogo sensato o para provocar la enemistad y el desconcierto. No vale decir públicamente a modo de disculpas que es su carácter. Es el presidente, en esto también va el nivel del Consejo que dice tiene ahora más prestigio. Está como en sus mejores tiempo. Hay que relajarse, que en eso consiste la Cuaresma.

Run, run, run

Más quinielas para las elecciones al Consejo. Hay quien dice que Carlos Longo tiene el ofrecimiento para presidir una candidatura, pero que hasta pasada Semana Santa no habla de nada, nada. En otra carrera va Paco Mesa, que al final es el más cercano a Modesto Fernández Jurado y quiere dejarlo en buen puesto, ¿quizás para presidente?

Escolta de la Salud

A veces quedan cosas pendientes. Es el caso del 'Día del homenaje al cofrade'. La Banda de Cornetas y Tambores de la Salud escoltó el acto. Quedaba como en el día del pregón, pero no cobran horas extras; ¿tomaría nota el concejal de Cultura? Lo cierto es que terminada la entrega de distinciones hubo la desbandada. No ocurrirá eso hoy, seguro. A las 20:00 hay una cita con la Banda de la Salud en la Casa Colón, celebran su XV Aniversario.

El azulejo de la Cinta

La Hermandad de la Cinta ha recibido ahora la medalla del Consejo, que está bien. Lo importante fue el nombramiento de Protectora de las Hermandades, acuerdo del Consejo que presidió Juan José Redondo. La anécdota, que el azulejo que da cuenta de este hecho ahora no está en el patio del santuario. No se asusten. Se quitó por obras en uno de sus muros, así que pronto se espera su reposición y esperemos que sea el mismo. Lo importante, el nombramiento de Protectora, la medalla pues sí, como el cáliz que en su día le ofrendaron las hermandades. No vaya alguien a querer poner también su nombre en las inmaculadas paredes del santuario, junto a Diego Díaz Hierro o a Manuel Siurot.

La cera del Nazareno

Lo de espectacular como que no ha gustado a muchos y menos en este tiempo de crisis. Con la cera justa también se hacen altares espectaculares en belleza. Hay hermanos del Nazareno que esperan que el centenar de cirios que alumbró al Señor esta semana se ofrezcan de modo gratuito a quienes no tienen para pagar su papeleta de sitio por la crisis y le alumbren en la Madrugá eterna de Huelva.

Las vísperas

Con la llegada ayer de la Santa Cruz a La Merced es el anuncio de que el Sábado de Pasión se queda libre. Un día magnífico para cogerlo como propio. La Cofradía del Santo Entierro tiene aquí una opción para sacar a la Virgen de las Angustias, seguro que sería un acierto más cuando en el Viernes Santo todos son problemas para cerrar una cofradía necesitada de apoyos para completar sus tres pasos de nazarenos y costaleros.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios