Tioxide invertirá 8,4 millones en 2012 en la mejora del proceso productivo

  • Huntsman pone en marcha un plan estratégico para hacer más competitiva y eficiente la factoría tras superar la etapa de crisis · La planta contará con una nueva línea de envases para los productos

Comentarios 1

La compañía Huntsman Tioxide invertirá este año 10,7 millones de euros en un plan de mejora de la competitividad de la planta de Huelva, así como en seguridad y medio ambiente. El vicepresidente de fabricación y tecnología de la división de pigmentos de Huntsman, Scott Anderson, se trasladó ayer a Huelva para comunicar a los responsables de la factoría onubense y a los trabajadores los planes de futuro.

Futuro que pasa por la puesta en marcha de un plan estratégico con una duración de cinco años, después de superar la situación de crisis por la que atravesó en 2009, y que estuvo a punto de provocar el cierre definitivo de la planta.

El director general de Tioxide en Huelva, Miguel Antonio Sánchez, detalló el plan estratégico en cuya primera fase se invertirán 8,4 millones de euros (11 millones de dólares) en la fábrica de pigmento de dióxido de titanio para su proyecto de flexibilización del proceso productivo que permitirá ampliar el rango de minerales que pueden procesarse en la planta. Además, se instalará una moderna línea de envasado que mejorará la presentación del producto final a los clientes. Esta inversión hará más competitiva y eficiente a la fábrica, indicó Sánchez. En paralelo, se llevarán a cabo inversiones en mejoras relacionadas con la reposición de equipos, seguridad y medio ambiente hasta completar los 10,7 millones de euros previstos para este año.

Miguel Antonio Sánchez aseguró que la factoría onubense ha superado la situación "tan complicada" que se produjo en 2009 que dio lugar a presentar un plan de viabilidad y a plantear el plan estratégico.

Desde entonces, el empleo en la factoría se ha incrementado un 4%, al pasar el número de trabajadores (entre propios y de contratas) de 480 de media en 2007-2008 a los 495 con los que contaba el pasado año.

Sánchez resaltó que "no sólo hemos podido vencer a la crisis sino que además hemos creado empleo, aunque esto no hubiese sido posible sin la ayuda de la Junta de Andalucía, mediante apoyo económico a través de Innovación, y también gracias a los trabajadores y a la apuesta de la compañía". El director general añadió que el primer paso "nos pondrá en condiciones de mayor competitividad" y que el segundo contempla la idea es fabricar productos de mayor valor añadido". La primera parte del plan estratégico estará ejecutada en septiembre de 2013 y el proyecto de envasado en el primer trimestre de 2014.

La compañía proyecta también ampliar la planta de Huelva, del orden de un 20% de las instalaciones actuales, según expuso Miguel Antonio Sánchez, aunque no quiso desvelar la fecha de inicio y ejecución de las obras por "respetar temas de competividiad y asegurar la discreción estratégica de Huelva".

Sánchez especificó que cada paso del plan (la ampliación es el tercero y último) tiene que ir acompañado por el cumplimiento de los compromisos alcanzados con los trabajadores, por seguir manteniendo del clima laboral actual, por acometer las inversiones y por que las condiciones del mercado sean las adecuadas. Hasta el momento cada una de las estas premisas se están cumpliendo en la factoría, matizó el director general.

Scott Anderson explicó que la inversión anunciada es "otro hito clave" en la historia de la fábrica de Huelva y sentará bases "sólidas" para futuros proyectos. Además, agradeció el apoyo brindado por las autoridades locales y se mostró "encantado de ver cómo nuestro enfoque contribuye de forma positiva a los beneficios de clientes, empleados y a la economía local".

La delegada provincial de Economía, Innovación y Ciencia, María José Asensio, resaltó "la fórmula con la que la empresa ha sido capaz de superar las dificultades, basada en la negociación y la responsabilidad empresarial".

Mientras, la concejal de Desarrollo y Medio Ambiente del Ayuntamiento de Palos de la Frontera, Gema Domínguez, felicitó a la empresa y a los trabajadores por la coordinación y dijo que toda inversión es bienvenida para que los procesos productivos redunde en la factoría, los empleados y el municipio.

Las perspectiva de la industria de dióxido de titanio, con independencia del coste de la materia primas y de la energía, son positivas, ya que los precios del pigmento permiten trabajar con márgenes que no tienen nada que ver con la situación de hace tres años y la previsión es que la coyuntura actual se va a mantener al menos durante los próximo cinco años, coincidiendo con el tiempo de duración del plan estratégico, "un periodo más que razonable", según Sánchez.

Huntsman realizó hace tres años una inversión de 20 millones a los que hay que añadir los 12 millones del plan de viabilidad.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios