El SAS adelanta la vacunación para atajar los casos de paperas

  • En el centro de salud del Torrejón se ven hasta 15 nuevos casos por semana

La Delegación Provincial de Salud ha decidido adelantar el calendario vacunal para atajar el número de casos de parotiditis (paperas) que se extiende desde los últimos meses en la ciudad. La medida se ha tomado, en principio, en las barriadas del Torrejón, Molino de la Vega y Los Rosales, que son en donde la irrupción de esta patología ha sido en principio más intensa.

Desde la Delegación Provincial de Salud se informó de que "se actúa en todo momento siguiendo el protocolo por lo que aún no se descarta ninguna otra actuación que se vea como necesaria". Fuentes consultadas del centro de salud del Torrejón indicaron que se estaban atendiendo semanalmente entre 10 y 15 nuevos casos de parotiditis, incluso de personas mayores de 40 años. Desde el Molino de la Vega se indicó que el número de casos es menor que el contemplado en El Torrejón. Esa mayor incidencia promovió la revacunación en los colegios de este barrio y de los otros dos ya mencionados, a lo que se ha sumado esta iniciativa de adelantar algunos meses la distribución de la dosis de la triple vírica que es en donde queda incluida la parotiditis.

Salud también añadió que a través de su base de datos se está realizando una campaña de captación de posibles afectados por la deficiente vacuna que se les aplicó en su momento. Asimismo añade que la vacuna tiene el techo de los 40 años, como edad máxima para recibir una tercera dosis de la triple vírica. El brote de parotiditis está afectando sólo a la capital y zonas muy adyacentes a ella, como el caso del centro de salud de Bellavista (Aljaraque) donde también se han tratado a algunos pacientes.

El repunte de paperas se debe a la administración entre el periodo 1993-1998 de una nueva vacuna elaborada a partir de la cepa Rubini, con mejor tolerancia entre los pacientes pero menos eficaz de lo que indicaban los estudios realizados inicialmente.

Como ha sucedido en otras zonas de Andalucía, desde finales del año pasado se ha venido detectando en Huelva capital un aumento de la incidencia de la parotiditis, fundamentalmente en personas que recibieron la dosis administrada con la cepa Rubini. Por esta razón, desde el distrito sanitario Huelva-Costa se intensificó la vigilancia epidemiológica en este sentido, activándose el protocolo de actuación.

Cabe resaltar que los casos que aparecen suelen ser bastante livianos, ya que si bien la vacuna no resultó plenamente eficaz, sí ayudó a mitigar los efectos de la enfermedad, por lo que en muchos casos tan sólo se prescribe a los pacientes ibuprofeno.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios