Marín pide a Gallardo y Figueroa que si se van dejen sus actas de concejal

  • El líder de Ciudadanos en Andalucía asegura que "si ahora hace falta reforzar la estructura, el partido lo hará" porque Huelva es una "apuesta" y la formación "está creciendo"

Juan Marín (en el centro), con Gallardo, Figueroa (a la derecha) y Martín (a la izquierda) en un foro Gerardo Rojas organizado por 'Huelva Información'. Juan Marín (en el centro), con Gallardo, Figueroa (a la derecha) y Martín (a la izquierda) en un foro Gerardo Rojas organizado por 'Huelva Información'.

Juan Marín (en el centro), con Gallardo, Figueroa (a la derecha) y Martín (a la izquierda) en un foro Gerardo Rojas organizado por 'Huelva Información'. / alberto domínguez

"No entiendo que se antepongan los intereses personales a los del partido, pero lo que menos puedo entender, porque éticamente no es correcto, es que si han decidido irse, no entreguen su acta de concejal". Son palabras de líder de Ciudadanos en Andalucía, Juan Marín, que hasta ahora no se había pronunciado sobre la crisis interna que el grupo municipal de su partido ha vivido en el último año en Huelva y que ha terminado reventando con la baja del partido del presidente del grupo y de su portavoz, Ruperto Gallardo y Enrique Figueroa, respectivamente, dos de los tres concejales que la agrupación naranja mantenía desde las últimas elecciones municipales en el Ayuntamiento de la capital, donde son la tercera fuerza más votada.

Con su salida, Ciudadanos pierde fuelle y se mantendrá hasta 2019 con una única concejal, María Martín, mientras que en la Diputación Provincial la agrupación que preside Albert Rivera se quedará sin el único diputado que hasta ahora lo representaba, ya que el escaño de Gallardo pasará, al igual que en el Ayuntamiento, a ser no adscrito, como avanzó en su día este periódico.

Justifica la restitución de Martín como portavoz por una "mera" distribución de tareas

El portavoz regional de Ciudadanos dejó ayer claro a Huelva Información que el partido "hará todo lo necesario" para que su formación siga creciendo en la provincia "como lo viene haciendo en los últimos meses". Y en ese "todo lo necesario" Marín concreta más y apunta a que "si ahora hace falta reforzar la estructura, lo haremos porque Ciudadanos -reitera- está creciendo en Huelva".

Por ello mantiene que "no es el momento para poner en entredicho el trabajo de tanto tiempo. Hay que tener respeto y arrimar el hombro en lugar de dejarse llevar por diferencias personales". Porque Marín proclama que es ésa la razón por la que Gallardo y Figueroa "no han aceptado las directrices del partido" cuando se les ha pedido que restituyan a María Martín como portavoz.

Y es que la decisión de ambos (comunicada a la dirección del partido el 6 de junio) llega después de un año de tensiones que terminó a final de 2016 con un cambio en la portavocía que ocupaba Martín a favor de Figueroa. Se ejecutó la permuta con el respaldo del partido, que lo ratificó en Sevilla y que en palabras del propio Rivera se llevaba a cabo por motivos estrictamente de funcionamiento de trabajo. Medio año después, el comité ejecutivo de Ciudadanos acordó (el 24 de abril de este año) "instar" al grupo municipal a un nuevo cambio en la portavocía, devolviendo así el puesto a María Martín (después de que ella denunciara que el cambio anterior estaba motivado por su embarazo). El cambio debe llegar con la firma de la mayoría del grupo y ni Gallardo ni Figueroa lo respaldaban porque "no estaba justificado". Solicitaron una argumentación, que nunca les llegó; lo que sí recibieron fue una apertura de expediente que se uniría a una suspensión cautelar de militancia. Aunque cuando la recibieron ya barajaban su salida. Ante esa falta de explicaciones, Marín explica que no hay "nada extraño detrás", sino que se debe a una forma de "optimizar recursos" y a un cambio de estructura que se lleva a cabo en toda España. Y enfatiza más su postura: "Esto es muy sencillo: aceptas las instrucciones que te da tu partido, las que sean... Si el partido ha decidido distribuir el trabajo de una forma u otra, se hace y ya está".

El Ayuntamiento de Huelva quedó en 2015 en manos del PSOE tras dos décadas con un alcalde del PP. Gabriel Cruz se hizo con el bastón de mando con once concejales, a tres de la mayoría absoluta, lo que le permitió llegar al poder gracias a Ciudadanos. El PP se quedó en ocho ediles, IU tiene otros tres, la formación Mesa de la Ría revalidó su edil y Participa Huelva, marca blanca de Podemos, se hizo con otro concejal. Hasta ahora el alcalde, Gabriel Cruz, ha sacado adelante la mayoría de sus propuestas con el apoyo de Ciudadanos. Algo que a partir de ahora podría cambiar.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios