Gallardo afirma que no es momento de hablar de listas y avanza que presentará su partido tras la Semana Santa

Los ediles no adscritos en el Ayuntamiento de la capital, Ruperto Gallardo y Enrique Figueroa, presentaron ayer sendas mociones para que se recupere el antiguo depósito de agua de la avenida de Italia y para que el Ayuntamiento, junto con técnicos de Aguas de Huelva, estudien con antelación suficiente al derribo del muro de El Matadero el diseño de un nuevo tanque de tormentas soterrado.

Además de estos asuntos, Gallardo se refirió al nuevo partido que promueve de cara a las municipales y cuya presentación, según avanzó, tendrá lugar entre Semana Santa y el Rocío. El concejal insistió en la valía de Figueroa y en la idoneidad de que éste le acompañe en el nuevo proyecto, si bien también aseguró entender los motivos personales que el propio Figueroa esgrime para no querer formar parte de la futura lista que se confeccione.

"Lo tengo muy claro. Me incorporé en esta legislatura al Ayuntamiento y ha resultado ser una experiencia fenomenal. Estoy contento con el trabajo realizado y con la mayoría de compañeros, y creo que he hecho una buena labor, pero siempre de la mano de Ruperto", valoró Figueroa.

Bajo su punto de vista, ahora "hay que dejar paso a gente más nueva", aunque también dejó claro que Gallardo tendrá su apoyo y le ayudará, además, "en todo lo que pueda, no solo en la formación del partido". Gallardo, en todo caso, elogió su capacidad trabajo, conocimientos y experiencias, tras insistir en que en la nueva formación "se dará valor al empuje de lo nuevo, pero sin desperdiciar la sabiduría" de su compañero.

En todo caso, Gallardo insistió en que aún no es el momento de hablar de listas, así como en el hecho de que daría un paso atrás y no encabezaría la candidatura "si alguien es capaz de tirar para adelante mejor que yo". Tiene claro, según manifestó, que el partido no será un espacio al que arrimarse "pensando qué lugar ocupa en una lista".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios