Funcionarios y Endesa se coordinan para informar del nuevo Bono Social

  • La medida de ahorro para las familias más vulnerables supondrá descuentos en las facturas de electricidad de hasta el 40%

Un momento de las jornadas que tuvieron lugar en la Gota de Leche. Un momento de las jornadas que tuvieron lugar en la Gota de Leche.

Un momento de las jornadas que tuvieron lugar en la Gota de Leche. / m. g.

Un total de 20 trabajadores sociales del Ayuntamiento de Huelva tomaron parte en unas jornadas formativas impartidas por representantes de Endesa, que tenían como objetivo dar a conocer toda la información relativa a la aplicación del nuevo Bono Social y facilitar así que puedan beneficiarse lo antes posible de esta medida las familias más vulnerables de la ciudad, ya que podrán beneficiarse de hasta un 40% de ahorro en las facturas de electricidad.

La concejala de Políticas Sociales e Igualdad, Alicia Narciso, reconoció que "ocho de cada diez familias que se acercan a los Servicios Sociales para buscar ayuda están relacionadas con el pago de un recibo de luz o agua, por lo que uno de los grandes problemas con que nos encontramos en la ciudad a la hora de tratar a las familias con mayores niveles de pobreza es la demanda de suministros vitales". En el encuentro, los trabajadores municipales que cada día están en contacto con las personas susceptibles de acogerse a la nueva normativa puedan darles la mejor información sobre este beneficio, que las familias deberán solicitar antes del 9 de abril, ya que su aplicación no es automática para aquellos que ya disponían del anterior bono social.

El responsable de Atención al Cliente de Endesa en Andalucía, Lorenzo Corral, señaló que se van a establecer dos categorías de ahorro, del que podrán beneficiarse consumidores vulnerables, a los que se aplicará un 25% de descuento en la factura, y vulnerables severos, que tendrán descuentos del 40% en los recibos de luz. Como apunta Corral, este Bono Social se aplicará a las familias acogidas al Precio voluntario para el Pequeño Consumidor, "considerándose consumidores vulnerables aquellos con rentas bajas, según los criterios establecidos por el Gobierno y referenciados al Iprem, según se trate de familias con o sin menores a su cargo, las familias numerosas y unidades familiares con cuantía mínima de pensión por jubilación o incapacidad permanente". Mientras, para los vulnerables severos, con rentas aún más bajas que las anteriores, que también están establecidas por el Gobierno, la referencia sería la mitad de las de los consumidores vulnerables. El ahorro máximo se aplicará a los consumidores en riesgo de exclusión social, siendo los Servicios Sociales Comunitarios quienes determinen a qué consumidores se les considera en esta situación. En el caso de estos consumidores, los Servicios Sociales asumen además el pago de al menos el 50% de la factura, asumiendo el resto del importe las Comercializadoras de electricidad.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios