Dieta mediterránea y ejercicio físico, claves para un corazón sano

  • Los especialistas en cardiología reunidos en Huelva alertan sobre los riesgos del sedentarismo · Recomiendan controlar el colesterol y la hipertensión arterial

Comentarios 2

El VIII Foro Iberoamericano de Cardiología concluyó ayer con una defensa de la dieta mediterránea (verdura, legumbres, aceite de oliva y pescado) el ejercicio físico moderado y hábitos de vida saludables como mejor consejo ante la plaga de infartos de miocardio que nos invade.

Durante tres días de debates, ponencias y puesta en común, trescientos especialistas procedentes de ambas orillas del Atlántico se han reunido en la Casa Colón de Huelva para tratar de poner freno a uno de los males más comunes del siglo XXI, las enfermedades cardiovasculares. Y eso que no se trata de un mal contagioso.

Colesterol alto, sedentarismo, hipertensión, azúcar en sangre y abuso de la comida son los pecados capitales que comete la sociedad occidental para obtener como resultado altísimos índices de prevalencia de enfermedades cardiovasculares. Un padecimiento que colapsa, nunca mejor dicho, los centros de salud, las consultas externas y de cardiología. Aunque, en la última jornada los especialistas y médicos de familia se pusieron de acuerdo al entender que los centros de salud cotidianos son, en condiciones normales para el paciente, los mejores seguidores para el control de la hipertensión arterial.

Doctor, hago mucho ejercicio y aún así no pierdo peso.

La frase se oye a diario en las consultas de cualquier médico.

Los especialistas lo dejan claro. No hay recetas milagro, alimentos mágicos ni pastillas que lo curen todo y suplan el esfuerzo físico. El doctor Emilio Márquez no se cansa de recomendar ejercicio físico controlado, es decir durante un tiempo determinado y a una intensidad moderada. "Perder peso sin hacer ejercicio es imposible", dice. Parece echar mano del refrán "quien algo quiere, algo le cuesta" para enmendar la plana.

Se trata de caminar, por ejemplo, durante cuarenta minutos a cuatro kilómetros por hora o 25 minutos a seis kilómetros por hora para poner veto a la grasa que se acumula en nuestro organismo. Nada de sólo pastillas, abusar del Omega3 y otros inventos que hacen que el paciente se parapete en el sofá y se abrace a la televisión.

El cardiólogo Juan Motero, organizador de este prestigioso y útil Foro Iberoamericano de Cardiología, dibuja de memoria un perfil de riesgo. Si usted es de complexión gruesa, con barriguita (perímetro ancho), ronda o sobrepasa los cincuenta años, es fumador, hipertenso, tiene índices de colesterol en sangre elevado y glucemia basal tenga mucho cuidado, en cualquier momento puede sobrevenirle un infarto traicionero. En lenguaje del vulgo se trata de "un pelotazo en primera instancia y sin avisar". Técnicamente acaba de sufrir una miocardiopatía aguda que le dejará en el dique seco una buena temporada.

Pero aún hay remedio. Los especialistas aconsejan cambiar de vida antes de que sea tarde. Ejercicio físico, ingesta moderada en ausencia de sal y grasas, no rotundo al tabaco y el alcohol, con cuentagotas, controles médicos rutinarios y cumplimiento a rajatabla del tratamiento son la mejor vacuna contra las enfermedades cardiovasculares.

Al margen de las discusiones especializadas y los trabajos presentados en el Foro, los cardiólogos apuestan por una vida sana para evitar el temido infarto.

Sobre la mesa del Foro quedan temas como el mejor tratamiento para los pacientes con arritmia crónica, cateterismo o TAC de 64 cortes; manejo del paciente hipertenso y otras técnicas dirigidas a los cardiólogos y médicos de cabecera.

El cardiólogo Juan Motero asegura que con un ejercicio físico continuado se pone a raya la diabetes, el colesterol, la presión arterial y además de alargar la vida produce en el sujeto "una situación de bienestar".

El VIII Foro Iberoamericano de Cardiología aprovechó la presencia de tantos especialistas para premiar su labor.

Los mejores han sido el trabajo que lleva por título 'Electrofisiología y ablación sin uso de escopia', presentado por el centro de referencia Juan Ramón Jiménez de Huelva y firmado por J.M. Fernández, Pablo Moriña, J. Venegas, R. Barba y M. Herrera. El segundo trabajo de cardiología premiado se titula 'Estudio de la prevalencia de enfermedad cardiovascular pre-trasplante renal', presentado por un equipo del Hospital Universitario Virgen del Rocío de Sevilla y respaldado por M.F. González Vargas Machuca, J. Arjona Barrionuevo y colaboradores. El tercer reconocimiento fue para el trabajo 'Factores implicados en la interacción farmacológica de los pacientes anticoagulados seguidos en Atención Primaria'. Sus autores, J.L. Aguilar, F. Atienza. A Sánchez y colaboradores, del centro de salud Adoratrices. Y el cuarto 'Influencia del horario de la toma de medicamenos en el cumplimiento terapéutico de la hipertensión arterial. Ha sido firmado por E. Márquez Contreras, J. Pastoriza, Martín de Pablos y colaboradores, del centro de salud de La Orden, también en Huelva.

300

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios