Cespa da una tregua al Ayuntamiento y retoma la recogida selectiva de basura

  • Los residuos han permanecido tres días sin ser retirados por problemas económicos entre la empresa y el Consistorio · El PSOE afirma que la deuda acumulada desde 2006 con Cespa asciende a 32 millones

Comentarios 5

Tras tres días de tensión y basura amontonada en torno a los contenedores de reciclaje, la empresa encargada de la recogida orgánica y selectiva, Cespa, decidió dar una tregua al Ayuntamiento de Huelva y retomar en la noche de ayer la retirada de los residuos reutilizables de las calles de la capital.

La empresa había suspendido los trabajos en los últimos días por una razón que, para el Grupo Municipal Socialista, está bien clara: "El Ayuntamiento ha sumado unos 32 millones de euros de deuda desde 2006 y esto no era más que una medida de presión para que salde su deuda", señaló su viceportavoz en el Consistorio onubense, José María Benabat.

Concretamente, el socialista explicó que la deuda en 2006 fue de 9.513.374,71 euros; la de 2007, de 8.046.566,85 euros, y que el pasado año el adeudo alcanzó los 10.966.607,12 euros. La suma de estas ingentes cifras de dinero "superan los 28 millones de euros, a lo que hay que añadir", apuntó Benabat, "los que el Ayuntamiento debe a Cespa de lo que va de 2009, ya que tiene un contrato anual de 11.959.085 euros y todavía no le ha abonado nada".

El temor del PSOE es, además, que todo esto repercuta en el mantenimiento de la plantilla actual de Cespa en Huelva, con un total de 260 trabajadores. "Ya se han perdido 22 puestos de trabajo por esta situación, pero es que, además, hay 42 más en riesgo", declaró Benabat.

Al otro lado, el Consistorio admite que existe un problema con la empresa, según ha podido saber este periódico. No obstante, el teniente de alcalde de Urbanismo, Francisco Moro, explicó que simplemente "ha sido un problema de logística" y alegó que todo se debe a una "falta de personal de la que no se puede culpar a la empresa".

Y en medio de todo, Cespa se niega a dar explicaciones y pone el punto en boca mientras mantiene intensas negociaciones al más alto nivel con el Ayuntamiento. Fuentes cercanas a la empresa de recogida de residuos urbanos aseguraron que existe un alto riesgo de que Cespa destruya empleos porque no está dispuesta a "perder más dinero". No obstante, la compañía no quiso pronunciarse sobre el asunto al ser consultada por este diario.

Además, indicaron que las medidas de presión al ente municipal ya se habían sucedido con anterioridad, con amagos de suspensión del servicio en algunas zonas del Distrito V, como la barriada de La Hispanidad, "aunque finalmente la basura se recogió de día" tras aceptar Cespa supuestamente la prórroga que le pidió el Ayuntamiento. Las mismas fuentes señalaron que "la empresa va a apretar y no va a aflojar un ápice".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios