Aspacehu inaugura una residencia para paralíticos cerebrales

La capital onubense avanza en infraestructuras y servicios destinados a la persona dependiente. La Asociación de Paralíticos Cerebrales (Aspacehu) inauguró ayer una residencia para personas con discapacidad derivada de la parálisis cerebral. Unas instalaciones que tienen capacidad para veinte plazas y que cuentan con una plantilla formada por veinticinco profesionales, cumpliéndose así con la ratio estipulada para garantizar una calidad en la atención, cifrada en 0,1 profesional por usuario.

La nueva infraestructura ha supuesto una inversión de un millón de euros, la Junta de Andalucía ha colaborado en la construcción y el equipamiento de la residencia con 400.000 euros. Asimismo, financia con 15.000 euros anuales la ocupación de las veinte plazas. El edificio, de dos plantas, se alza sobre una superficie de 1.040 metros cuadrados. Cuenta con doce habitaciones, salas de estar, de sicomotricidad y administración y aseos. La presidenta de Aspacehu, Cinta Monsalvete, subrayó que "está encantada de que esto por fin pueda inaugurarse".

Por su parte, la directora general de Personas con Discapacidad de la Consejería para la Igualdad y Bienestar Social, Aurelia Calzada, señaló que invertir en políticas sociales "lejos de ser un gasto es una inversión en creación de empleo". Apuntó que "hoy por hoy la puesta en marcha del sistema de autonomía personal se va a convertir en el principal yacimiento de empleo, fundamentalmente de Andalucía. Además con un valor añadido, fijar la población al territorio, estamos hablando de un empleo de proximidad y femenino", ya que "el 83 por ciento de los cuidadores que atienden, en sus hogares, a estas personas con discapacidad es mujer", de manera que "algo que hasta ahora era trabajo no reconocido se convierte en empleo remunerado y con condiciones de garantía y seguridad social".

Calzada destacó que "es una satisfacción que el trabajo de más seis años concluya con la apertura de la residencia de Aspacehu, que va a acoger a la parte más frágil del sistema de nuestra sociedad, personas con discapacidad debido a la parálisis cerebral". En este sentido, manifestó que "es una respuesta que se le da también a las familias, puesto que llega un momento en que no se dan las condiciones en el hogar para poder atenderlos. Aquí estarán en condiciones de calidad y atendidos por unos profesionales".

La directora general de Personas con Discapacidad destacó el esfuerzo de Cinta Monsalvete para que estas instalaciones sean una realidad, "no sólo le ha puesto mucho esfuerzo sino alma, que es la parte fundamental de este tipo de iniciativas. Si no pusiéramos como objetivo fundamental a la persona estaríamos condenados al fracaso".

Asimismo, subrayó que Huelva es hoy "un poco más justa, ya que está dando respuesta a los veinte chicos y chicas que van a vivir como ellos merecen, van a promocionar su autonomía y a sentirse como ciudadanos que la sociedad necesita. Aquí quien sale ganando es la ciudadanía con este proyecto solidario".

Por otra parte, explicó que la Junta de Andalucía pretende que "la ciudadanía perciba la acción que, siempre en colaboración con el movimiento asociativo, se está llevando a cabo para mejorar la calidad de vida de las personas con discapacidad" En este punto, recordó "el reto, ambicioso y comprometido, que es elevar a derecho las situaciones que hasta ahora eran graciables", en relación a la Ley de Autonomía Personal y Apoyo a la Situación de Dependencia, e indicó que "con esta iniciativa se contribuye a que este derecho sea efectivo".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios