Ricky martin abre su corazón

  • En la nueva revista 'The Advoczate', el cantante puertorriqueño habla por primera vez de si relación con el español Carlos González, con el que lleva cinco años.

Comentarios 2

Para celebrar su segundo aniversario como homosexual reconocido (pues hizo pública su condición sexual en el mes de marzo de 2010), Ricky Martin se confiesa abriendo su corazón de par en par en una entrevista que publica la nueva revista The Advocate. A lo largo de un sexy reportaje fotográfico y una extensa conversación, el cantante puertorriqueño desvela aspectos desconocidos de su vida familiar con sus hijos y su pareja, Carlos González, un agente de bolsa español con el que lleva cinco años.

"Creo que Carlos es muy sexy. Muy inteligente. Sale de casa todos los días con traje y corbata. Y aunque venimos de mundos distintos nos complementamos a la perfección", confiesa en la publicación el cantante de Living la vida loca.

Ambos se conocieron en el año 2007 y, aunque reconoce que no se había planteado tener pareja, la llegada de Carlos le cambió la vida. De hecho no duda en confesar: "Dicen que a veces los deseos se hacen realidad cuando menos lo esperamos".

Las cosas entre esta pareja, a juzgar por las palabras de Martin, no pueden estar viviendo un momento mejor. "El otro día (...) me dijo Carlos: 'Yo buscaba novio y Dios me dio una familia''. Y yo le contesté: 'Qué bonito, pero en realidad buscabas a un hombre de verdad con una familia y eso fue lo que encontraste", ha contado.

Juntos están criando a Matteo y Valentino, los gemelos que Ricky tuvo en 2008 gracias a un vientre de alquiler. Fue entonces cuando dijo que era gay, ya que según confesaba en 2010 a Oprah Winfrey, "quiero ser transparente con ellos".

Dos años después de salir del armario, el puertorriqueño se ha convertido en un padrazo 'todoterreno' preocupado por sus dos hijos de tres años, y en un novio enamorado y abnegado al que ya no le importa el 'qué dirán'. Es más, el colectivo gay lo ha tomado como uno de sus referentes más recurrentes.

Con su último disco, Música+Alma+Sexo, que vio la luz en enero de 2011, y su reciente incursión en el teatro en Broadway con el reestreno del musical Evita (que incluso ha tenido que cancelar su segunda función por el aluvión literal de espectadores), Ricky Martin no puede quejarse de proyectos ni de respaldo de sus admiradores. Por eso, ha pensado que se trata del momento idóneo para dar un paso más y dejar a sus fans conocer más detalles de su vida privada.

Sincero, espontáneo y orgulloso de la carrera que se ha labrado a lo largo de una vida entera de trabajo, desde que comenzó en los 80 como vocalista del grupo Menudo, el cantante reconoce que "no quería una familia basada en las mentiras". A pesar de que esto le haya valido los ataques y las críticas de una parte del sector religioso de su país natal, Puerto Rico, que le insta a que promueva los "valores tradicionales y no sólo el sexo". Por eso en parte, y también porque quiere casarse con su pareja, Ricky decidió pedir la nacionalidad española, que le fue concedida el pasado noviembre. Feliz y enamorado está de su compañero. Quizás muy pronto les veamos decirse el 'sí quiero'.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios