Zapatero destaca el "altísimo valor político" del triunfo socialista en Euskadi

  • El líder socialista desvincula la negociación con el PNV del referéndum de Ibarretxe

El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, se mostró ayer dispuesto a continuar dialogando con el PNV en el Congreso, como en la anterior legislatura, pero desvinculó esta negociación del referéndum convocado por Ibarretxe, que, ha insistido, es ilegal.

En rueda de prensa tras la reunión de la Ejecutiva Federal del PSOE, que ha analizado la victoria en las elecciones generales, Zapatero explicó que la dirección del PSOE ha valorado de "manera especial" los resultados obtenidos por los socialistas vascos.

Son, a su juicio, los mejores resultados logrados por el PSE, "históricos", lo que tiene "un altísimo valor político". Y, en este sentido, también hizo hincapié en lo que representa de "apuesta de futuro" para Euskadi y España.

Además quiso destacar, con todo su "énfasis y cariño", la "valentía, dignidad, esfuerzo y coraje" de sus compañeros del País Vasco, que "están viviendo unos días muy difíciles".

Después de tener unas palabras de recuerdo para Sandra, la hija mayor de Isaías Carrasco, asesinado por ETA el pasado viernes, por su "madurez y dignidad ejemplares", el presidente del Gobierno en funciones insistió en los "excelentes" resultados logrados en esa Comunidad.

Unos resultados que ha agradecido "de manera singular" a todos los ciudadanos vascos que les han dado su apoyo y que se traducen en nueve parlamentarios del PSE-PSOE.

Sobre el PNV, que contará con seis diputados en el Congreso, Zapatero recordó que durante la legislatura pasada ambos partidos mantuvieron una actitud de diálogo, que el domingo le ratificó por teléfono el presidente de ese partido, Íñigo Urkullu.

"Mi posición es favorable a ese diálogo, que empezaremos a concretar en las próximas semanas", enfatizóo, sin contestar a la posibilidad de incluir un ministro vasco en su próximo Gabinete. Preguntado por la consulta popular prevista para el próximo mes de octubre por el lehendakari, Juan José Ibarretxe, reiteró su postura al respecto, en el sentido de que "nadie puede convocar un referéndum si no tiene atribuidas las competencias legales para hacerlo". "Nadie puede hacer aquello para lo que no tiene facultades", insistió Zapatero, antes de apuntar que esa idea ya se la ha expuesto a Ibarretxe en numerosas ocasiones y que se la seguirá comentando en el futuro.

El líder del PNV, Íñigo Urkullu, advirtió el domingo a Zapatero que "esta es una oportunidad histórica para la solución definitiva del problema vasco" y le ofreció la colaboración de la formación jeltzale.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios