Zapatero acusa al PP de buscar a toda costa la abstención

  • Afirma que al sembrar el temor "con la economía o la inmigración demuestran que no confían en sí mismos"

Lo de siempre. Público entregado y ataques al enemigo. El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, se hizo ayer eco de una entrevista en el periódico británico The Financial Times del secretario de Comunicación del PP, Gabriel Elorriaga, en la que éste admite que los mensajes de su partido se dirigen a "sembrar dudas" en los votantes socialistas para que "se queden en casa". Por ello, el jefe del Ejecutivo reclamó a los ciudadanos que el 9-M den "una lección democrática" a los dirigentes del PP, que "quieren ganar con la abstención". Además, aprovechando su presencia en Murcia, advirtió contra quienes no pueden "decir lo mismo aquí y en Aragón" sobre el asunto del agua.

Zapatero protagonizó un multitudinario mitin en el Palacio de los Deportes de Murcia, acompañado por el cabeza de lista por esta comunidad, Mariano Fernández Bermejo. Ante un auditorio voluntarioso, el presidente aseguró que en las elecciones se toma una decisión "que afecta a todos los españoles, pero sobre todo los que tienen más vida por delante, a los que votan por primera vez". "Pido a todos que participen en esa decisión, a lo más jóvenes para que decidan sobre su vida, sobre su futuro, sus derechos, sobre el futuro de este país", proclamó.

Zapatero subrayó las palabras de Elorriaga, que explica en la entrevista del PP admite que la "estrategia general" de su partido "se centra" en "sembrar suficientes dudas sobre la economía, la inmigración y los temas nacionalistas" para que "se queden en casa". "El resultado de las elecciones dependerá del impacto de aquel mensaje", añade el dirigente popular, que admite que su partido ha sido incapaz de ampliar su número de votantes en estos cuatro años y que ahora será "difícil" porque "tiene una imagen muy de derechas en estos momentos".

El candidato del PSOE no desperdició esta baza y aseveró: "Uno de los dirigentes del PP ha dicho que su estrategia electoral es que se abstenga la gente sembrando temor con la economía, con la inmigración y con los nacionalistas. Y yo digo desde aquí que se les ha visto el plumero. No pueden ganar porque no confían ni en sí mismos para pedir el voto". "Vaya patriotas", exclamó Zapatero, quien, frente a aquellos que "quieren sembrar el miedo", reclamó a "la inmensa mayoría de la gente que vaya a votar y dé una lección democrática". Así, reclamó una alta participación para demostrar que "éste es un país libre, digno y que cada uno hace con su voto lo que quiere".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios