El PSOE se pone el mandil para fomentar la igualdad

  • Los socialistas presentaron ayer su programa de Igualdad, en el que apuestan por la conciliación y el empleo

Los socialistas formaron ayer el equipo de la igualdad. Y como ropa de partido cambiaron las camisetas reglamentarias por delantales rojos, o mandiles como más de uno se refería a su elemento de publicidad más llamativo de esta campaña. Si la indumentaria era esa, un escenario distinto al mercado central de San Agustín hubiera resultado incoherente. Y allí que se fueron para hablar de su programa de Igualdad, de la posición de la mujer, de la conciliación y del reparto de tareas en casa. No en vano, más de una candidata se negaba a dar el regalo a las mujeres. Era, ayer, una cosa exclusiva para hombres, para que refuercen todo ese mensaje político de paridad y corresponsabilidad.

Por cierto, el delantal tenía mensaje. Además del color rojo socialista (es un rojo propio, no iban a ser menos que los diseñadores), los símbolos del hombre y la mujer se unían con un signo matemático de igual, bajo el que rezaba el lema "+ igualdad".

"Estos delantales ponen el acento a la seña de identidad del PSOE que es la igualdad. Hay que hablar de compartir tareas pues muchas mujeres tienen una doble jornada laboral en la casa y en la calle y es una carga", explicó la candidata Cándida Martínez, que se negó rotundamente a ponerse el delantal.

La candidata resaltó las medidas ya realizadas por el gobierno de Rodríguez Zapatero, "el primer gobierno paritario que, además, ha creado la ley contra la violencia hacia las mujeres y la ley de igualdad. Las mujeres tienen que tener más derechos ciudadanos, igualdad de posiciones y de responsabilidad", matizó.

Por su parte, la número uno al Parlamento andaluz, Teresa Jiménez, recalcó que "la política de igualdad tiene nombre y apellidos socialistas".

Tras la fase de balance y elogio las candidatas desgranaron propuestas de futuro como la creación de más puestos de trabajo para mujeres (el 62 por ciento de los empleos han sido femeninos), la aplicación en las empresas de un plan de igualdad para que las mujeres "tengan los mismos sueldos y oportunidades" y proponer un incentivo para empresas que flexibilicen el horario para la conciliación de hombres y mujeres. También aumentarán el número de plazas en guarderías de 0 a 3 años (5.000 en la provincia) para facilitar la conciliación y propondrán ampliar a cuatro semanas el permiso de paternidad e incrementar el de maternidad a partir del segundo hijo.

El equipo lo completaban algunos de los hombres del partido como Ángel Gallego, José María Rueda, Manuel Pezzi y Francisco Álvarez de la Chica, todos, claro está, con su uniforme de igualdad. Pezzi asumió que colabora en casa. "Me plancho mi ropa y soy experto en las rayas del pantalón y las camisas", dijo, mientras que Álvarez de la Chica, que aseguró que también ayuda, afirmó que estos actos sirven para "dar ejemplo a la sociedad del futuro, a los adolescentes, para que sepan que convivir es compartir".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios