Sólo uno de cada cuatro vascos se siente libre para hablar de política

  • Un 28% quiere la independencia y otro porcentaje similar la rechaza según el sociómetro del Gobierno de Vitoria

La libertad de expresión no sólo se mide en función de los medios de comunicación, sino también en el grado de libertad con el que los ciudadanos expresan sus ideas públicamente. Del último sociómetro realizado por el Gobierno vasco se pueden extraer conclusiones respecto a la calidad de la libertad de expresión en Euskadi: sólo el 25% de los vascos se sienten "libres" para hablar de política "con todo el mundo" y un 20% dice no sentirse libre para hablar de este asunto con nadie.

Realizado entre el 15 y el 29 de enero de este año y basado en 2.846 entrevistas realizadas en diferentes lugares del País Vasco, el sociómetro del Gobierno de Vitoria pone de manifiesto que sus ciudadanos comparten las mismas preocupaciones que los del resto de España.

Antes de que se celebraran las elecciones generales y antes del asesinato del ex concejal del PSOE Isaías Carrasco el pasado 7 de marzo en Mondragón, los vascos consideraban que el principal problema del país era la vivienda y el empleo, seguido del terrorismo de ETA, la coyuntura económica y el conflicto y la situación política de Euskadi.

Aunque la consulta que el lehendakari pretende llevar a cabo este año centra gran parte de las preguntas del sociómetro, lo cierto es que éste aporta un dato relevante a la hora de medir el grado de libertad de expresión del que gozan o consideran que gozan los ciudadanos vascos. Así, sólo una cuarta parte (25%) de los vascos se considera "libre" para hablar de política "con todo el mundo", la mitad asegura que siente libertad para hacerlo sólo con algunas personas, mientras que uno de cada cinco (un 20%) no se siente libre para hablar de política con nadie.

En cuanto a la consulta de Ibarretxe, un 36% de los vascos valora de forma positiva la iniciativa del lehendakari, un 17% la rechaza de plano y un 47% no mantiene una postura concreta sobre la consulta a la ciudadanía prevista para octubre y elude pronunciarse sobre la misma.

En todo caso, los más favorables a la consulta son los simpatizantes del PNV (56%), mientras que en EA la respaldan un 53% y en EB un 51%.

Preguntados por una hipotética independencia, un 28% de los vascos dice estar de acuerdo, un 27% la rechaza y un tercio condiciona su respuesta afirmativa o negativa a las circunstancias en que se diera ese escenario.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios