Rajoy: "Sus medidas apalean a la clase media"

  • El líder de la oposición exige a Zapatero una rectificación en política económica,"como con ETA"

Comentarios 4

En saco roto. Así cayeron las propuestas económicas de Zapatero en la bancada popular. El líder del PP, Mariano Rajoy, desacreditó todas las medidas lanzadas por el presidente para salir de la crisis porque, dijo, son "aisladas y fragmentarias" y no responden a un plan "global", que es lo que la economía española demanda.

En su discurso en el Debate de la Nación, Rajoy incidió en las negativas cifras en que se halla la economía. "Recesión, déficit, deuda y un paro galopante, éste es el estado de la nación, sin maquillajes ni aspavientos", subrayó. Una a una, pasó revista a las grandes medidas del presidente. Así, criticó la reforma fiscal en materia de vivienda, que "ha venido a decir a los españoles que ganan más de 17.000 euros al año que o compran una vivienda antes de 2011 o se quedarán sin deducción fiscal". A juicio de Rajoy, esta y otras de sus políticas económicas "apalean" a la clase media.

Rajoy también criticó el anuncio de Zapatero sobre nuevas rebajas del Impuesto de Sociedades porque, dijo, delata una contradicción en el PSOE: "Según ustedes no se podía bajar nunca, era política neoliberal". El líder del PP señaló que tanto ésta, como las ayudas directas para la compra de automóviles, son medidas que el PP ya había planteado y que el Gobierno rechazó. Además, pidió a Zapatero que "no haga trampas con las cifras" y aludió a las advertencias de la Comisión Europea sobre la urgencia de actuar para salir de la crisis, toda vez que sus 11 planes han sido un "fracaso rotundo". "Es urgente la rectificación, como rectificaron en materia de política terrorista, y ahora les va mucho mejor", dijo.

El líder de la oposición planteó como prioritaria las reformas del mercado laboral, aunque no se mojó respecto al abaratamiento del despido y del sistema educativo. Del mismo modo, reiteró la necesidad "imperiosa" de reformar la Administración de Justicia y el sector energético, así como el fortalecimiento de la unidad de mercado.

Así, abogó más que por medidas concretas, por "una reforma fiscal de verdad", y para ello, brindó al Gobierno el plan anticrisis del PP, una "base coherente" desde la que salir de la crisis y una serie de propuestas que "pueden ser objeto de debate y de mejora" si los grupos quieren discutirlas.

Rajoy acusó también a Zapatero de engañar cuando dijo que la crisis era una "falacia, o puro catastrofismo". Le recordó que en abril del año pasado dijo que la peor previsión de paro que se espera para los próximos cuatro años siempre será mejor que la que tuvo el PP, "profético, señoría, profético", exclamó.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios