Cañizares asegura que la Iglesia seguirá luchando contra el aborto y la eutanasia tras la victoria socialista

  • El cardenal primado de España asegura que la Iglesia está dispuesta a "colaborar" con Zapatero pero luchará por la abolición del aborto, "el peor degrado de la historia de la humanidad"

Comentarios 69

El cardenal arzobispo de Toledo y Primado de España, monseñor Antonio Cañizares, asegura que la Iglesia seguirá defendiendo "los valores que están en peligro" y, en concreto, luchará "contra la ampliación de la ley del aborto y contra la eutanasia".

Cañizares ha hecho estas declaraciones en una entrevista publicada hoy en el diario italiano Il Corriere della Sera, dos días después de la victoria del PSOE en las elecciones generales. 

"No tenemos nada que reprocharnos" ya que sería "una traición si renunciáramos a defender la vida, desde la concepción hasta la muerte natural", señala en respuesta a la postura adoptada por la Iglesia en la pasada legislatura ante la aprobación de determinadas leyes.

"No estamos contra la democracia sino a favor de ella. Quien niega el derecho a la vida está en contra de la democracia y conduce a la sociedad hacia el desastre", asegura, advirtiendo que en estos momentos, "está en curso una revolución cultural, no sólo en España sino en todo el Occidente", donde rige "la dictadura del relativismo", denunciada por el mismo Benedicto XVI al inicio de su Pontificado.

En este contexto, "España representa la punta más avanzada de esta revolución", sobre todo después de las leyes aprobadas por el Gobierno de Zapatero, "que niegan la evidencia de la naturaleza y de la razón, que confían al Estado la formación moral de los jóvenes, que se proponen fundar una nueva cultura basada en una concepción falsa de la libertad", asegura.

En relación con el tema del aborto, Cañizares explica que la Iglesia pedirá "la plena aplicación de la ley en vigor" ya que, si así se hiciera, "estoy convencido de que se evitarían muchos de los 100.000 abortos que cada año se realizan en España". Asimismo, se adhiere a la iniciativa para impulsar una moratoria contra el aborto en el mundo que está liderando el periodista italiano Giuliano Ferrara. "Lucharé por la abolición del aborto, que es el peor degrado de la historia de la humanidad", asegura el cardenal español.

Aún con todo, Cañizares renueva su felicitación a Zapatero tras su reelección como presidente de España y asegura que los obispos están "dispuestos a colaborar con él", a condición de que "persiga el bien común". "Nosotros no estamos contra el Gobierno", reitera.

En relación con la alta tensión a la que llegaron las relaciones entre el Gobierno y la Iglesia durante la campaña electoral, afirma que es algo que todavía no ha entendido y que las "agresiones verbales" que tanto Zapatero como otros exponentes socialistas dirigieron contra algunos obispos "se basaban en palabras manipuladas o reproducidas por los medios de comunicación de modo incompleto".

Preguntado sobre si el PP debería haber arriesgado más durante la campaña en temas como la defensa de la vida o de la familia, Cañizares se niega a dar indicaciones a un partido en concreto. "Digo que el futuro de nuestra sociedad se juega en una gran batalla cultural y que ningún católico, sea cual sea el partido en el que milite, puede disertar", sino al contrario, "el parlamentario, el médico, el docente universitario, todos y cada uno debe poner de su parte". 

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios