La cosecha del vino de Jerez será de 90 millones de kilos, algo más que en 2008

  • Comienza oficialmente la vendimia en Cádiz; en Montilla ya arrancó el 24 de julio pasado

El Consejo Regulador de las Denominaciones de Origen Jerez-Xérès-Sherry, Manzanilla de Sanlúcar y Vinagre de Jerez ha dado ya por iniciada la vendimia, y se estima que la cosecha estará por encima de los 90 millones de kilos de uva, algo superior a lo obtenido en la pasada campaña.

Según explicó el Consejo a través de un comunicado, las altas temperaturas y el predominio de los vientos de levante han provocado un rápido incremento de los niveles de madurez de la uva, lo que ha contribuido a la generalización de la vendimia. No obstante, recordó que ya en algunos pagos del interior de la comarca se venía recogiendo uva desde mediados de agosto, toda vez que el fruto había alcanzado su madurez. Por el momento están funcionando nueve lagares (ocho en Jerez y uno en Sanlúcar), y ayer se inició la actividad en El Puerto y Trebujena.

La previsión del Consejo es que antes del próximo fin de semana se hayan iniciado ya las labores de vinificación en más de la mitad de los 38 lagares que se estiman funcionarán en el Marco a lo largo de la campaña.

Las condiciones meteorológicas registradas a lo largo del año han sido buenas, con un nivel de pluviosidad cercano a la media de la zona, que es de 600 litros por metro cuadrado.

A pesar de ello, se prevé una cosecha algo superior a la del pasado año, que fue de 88 millones de kilos, pero inferior a la media de los últimos años, que se sitúa en torno a los 100 millones de kilos.

El Consejo Regulador ha desplegado un importante dispositivo para controlar las entradas de uva en los lagares y que se encarga además de hacer seguimiento de los niveles de maduración de forma previa a la corta.

Mucho antes ha comenzado la vendimia en la denominación de origen Montilla-Moriles. Ya el pasado 24 de julio comenzaron a recogerse las primeras uvas, convirtiéndose así en una de las primeras zonas de Europa en iniciar la recolección. Las previsión para esta campaña es la de recoger unos 35 millones de kilos de uva Pedro Ximenez, seis de uva tinta y 200.000 kilos de uva Chardonay. En total, algo más de 41 millones de kilos, lo que supone una cosecha algo inferior a la del año pasado.

Actualmente, la zona de Montilla-Moriles cuenta con unas seis mil hectáreas de uva blanca y Pedro Ximénez, y alrededor de 1.500 para vino tinto. Este será el segundo año de aplicación de la OCM, gracias a la cual se procederá al arranque de unas 400 hectáreas de viñedo.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios