Valenciano acusa al PP de mentir y de minar el buen nombre de los sindicatos

  • La vicesecretaria general del PSOE sale al paso de las palabras de Cospedal, que dijo que los socialistas son los convocantes de la huelga general.

La vicesecretaria general del PSOE, Elena Valenciano, ha asegurado que el PP miente cuando dice que los socialistas son los convocantes de la huelga general y ha tachado de "intolerable" que el partido del Gobierno esté tratando de minar la credibilidad y el buen nombre de los sindicatos. En rueda de prensa posterior a la reunión de la Ejecutiva Federal del PSOE, Valenciano ha calificado de "mentira" las acusaciones de la secretaria general del PP, María Dolores de Cospedal, quien ha opinado que los socialistas están promoviendo la huelga general. "Ya comprendo que Cospedal esté inquieta porque la movilización del domingo es muy importante (...), pero son las organizaciones sindicales las que han convocado", ha precisado Valenciano.

La decisión de convocar la manifestación del domingo o la huelga general del día 29 es de los sindicatos, que "tienen toda la razón" cuando se preocupan del "enorme desequilibrio" entre empleados y empleadores que se generará con la reforma laboral, ha dejado claro la número dos del PSOE. Ha recordado además que CCOO y UGT son las mismas organizaciones que hace un mes y medio llegaron a un pacto de rentas con la patronal, y ha apuntado que la misma responsabilidad que pusieron entonces la están poniendo ahora en defensa de los derechos de los trabajadores a los que representan.

Valenciano ha subrayado que esa reforma no viene determinada por la necesidad de hacer un ajuste económico, sino que el PP está haciendo un ajuste social, "un ajuste de cuentas con el Estado social", algo que "la derecha siempre quiso hacer" y que ahora intenta llevar a cabo con la excusa de la crisis y con su mayoría absoluta. Frente a ello, los sindicatos han decidido emplear el instrumento "más potente" que tienen para combatirlo, que es la huelga general, que, en opinión de Valenciano, es "justa y legítima", pero evitable, siempre que el Gobierno se siente a negociar con las centrales sindicales.

Tras hacer hincapié en que el PSOE "desearía que no se produjera" la huelga, ha instado a Rajoy a que llame "inmediatamente" a los líderes sindicales y aborde "la reforma de la reforma". De hecho, ha apostillado que si el Ejecutivo de Mariano Rajoy hubiera escuchado a los sindicatos "la mitad" de tiempo que ha dedicado a escuchar a la CEOE la situación actual sería muy distinta, porque la reforma sería diferente. Según el criterio del PSOE, la reforma no frenará el paro sino que lo "cebará" y "socava los derechos de los trabajadores mucho más allá del combate contra la crisis".

Así las cosas, ha defendido la "decisión legítima" de los sindicatos de convocar una huelga, convencida de que la reforma permanecerá en el tiempo porque es de tal calado que cuando la economía crezca y se empiece a generar empleo será empleo precario y los trabajadores habrán perdido gran parte de sus derechos. Tanto es así que Valenciano ha juzgado que es una reforma laboral que recuerda "al siglo XIX", porque "la derecha siempre comete el mismo error de creer que para ayudar a los empresarios hay que perjudicar a los trabajadores", una idea que ha tildado de "arcaica e injusta".

Valenciano ha aprovechado la comparecencia informativa para quejarse de que el Gobierno no vaya a presentar los presupuestos generales del Estado hasta después de las elecciones andaluzas y asturianas. En su opinión, es "lamentable" que el Eurogrupo, reunido este lunes para analizar las previsiones de déficit del 2012, no pueda tener encima de la mesa las cuentas públicas españolas porque Rajoy "las está guardando" hasta después del 25M. Sea como sea, Valenciano ha reiterado la necesidad de que el Gobierno negocie con Bruselas una relajación del calendario de cumplimiento del déficit, persuadida de que llegar al 3 por ciento en el 2013 implicará "un sufrimiento enorme" para los españoles.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios