El Rey pilota el A400M, sustituto de los Hércules

  • Don Juan Carlos ha llevado los mandos en un vuelo de prueba del que será avión militar del ejército a partir de 2015.

Comentarios 11

El Rey ha llevado durante unos veinte minutos los mandos de un A400M en un vuelo de prueba de este modelo, el mayor avión militar de fabricación europea, cuyo ensamblaje final realiza la factoría sevillana de San Pablo y que empezará a sustituir a los Hércules en España a partir de 2015.

"Se ha adaptado de forma muy rápida a los mandos y lo ha controlado de forma perfecta", ha explicado a los periodistas Ignacio Lombo, uno de los dos pilotos -junto a Fernando Alonso- que ha comandado junto a don Juan Carlos este A400M en su primer vuelo con despegue y aterrizaje en la base área madrileña de Torrejón de Ardoz, que ha durado en total unos cuarenta minutos.

Cuando el avión, fabricado por Airbus Military -antigua Construcciones Aeronáuticas (CASA)- ha alcanzado la altitud adecuada, el monarca ha tomado el control de los mandos y ha pilotado la aeronave cerca del municipio conquense de Tarancón y en una amplia zona entre Cuenca y Albacete, a unos 10.000 pies de altura.

Ya en tierra, Lombo ha explicado que el Rey estaba "encantado" con la maniobrabilidad de un modelo que alcanza una velocidad máxima de 300 nudos y al que don Juan Carlos augura un futuro muy importante, mientras el presidente de Airbus y próximo consejero delegado de EADS, Thomas Enders, mostraba su satisfacción al haber volado por primera vez con un "verdadero rey", que es además "muy buen piloto".

En este primer vuelo de un jefe de Estado a bordo del nuevo A400M, junto a Enders y el presidente de la división militar de Airbus, Domingo Ureña-Raso, han acompañado al rey el ministro de Industria, José Manuel Soria, y el jefe del Estado Mayor del Aire, general José Jiménez Ruiz.

A diferencia del resto de autoridades, que viajaba en butacas habilitadas para la ocasión en la zona de transporte, don Juan Carlos, que presidió en Sevilla en junio de 2008 la presentación de este nuevo avión militar de transporte y en diciembre de 2009 su primer vuelo, ha compartido la cabina de tripulación con los dos pilotos y el mecánico asignado a este vuelo.

Las Fuerzas Armadas españolas recibirán a partir de 2015 el primero de los 27 A400M que Defensa se ha comprometido a adquirir a la rama militar de Airbus -una de las cuatro divisiones de la Sociedad Europea Aeroespacial y de Defensa (EADS)- y con los que el Ejército del Aire sustituirá a los Hércules tanto en misiones de transporte como de reabastecimiento en vuelo.

El nuevo modelo multiplicará por cinco la capacidad de las actuales aeronaves de transporte empleadas por el Ejército español y los 174 aviones vendidos ya a este y otros siete países -Bélgica, Francia, Alemania, Luxemburgo, Malasia, Turquía y el Reino Unido- darán trabajo a más de 7.500 personas en España.

La factoría sevillana de San Pablo, encargada del ensamblaje final de las aeronaves, tiene previsto realizar antes de fin de año su primera entrega a Francia, tras lo que atenderá la demanda de aviones de Turquía y, en 2014, las de Alemania y el Reino Unido.

Con una capacidad de carga de 37 toneladas y una longitud de 45,1 metros, el A400M puede despegar y aterrizar en pistas de tierra y alojar en su espacio reservado al transporte -cuatro metros de alto y otros cuatro de ancho por 25 de largo- hasta dos helicópteros de combate, o bien dos camiones de cinco toneladas más otros dos pequeños o 50 personas.

Su versatilidad le permite ser empleado para transportar grandes cargas de ayuda humanitaria a largas distancias, operar en escenarios de guerra o servir de tanque de abastecimiento de combustible en vuelo y la combinación del giro en sentidos opuestos de las dos turbohélices interiores y las dos exteriores le ayuda a despegar en pistas especialmente cortas.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios