Economía

Masmóvil cancela sus proyectos de fibra en 17 localidades andaluzas

  • La renuncia del cuarto operador a invertir 550.000 euros, en parte subvencionados por la UE, demorará la llegada de esa tecnología

Meinrad Spenger, consejero delegado de Masmóvil. Meinrad Spenger, consejero delegado de Masmóvil.

Meinrad Spenger, consejero delegado de Masmóvil. / Juan Carlos Hidalgo / EFe

El despliegue de la fibra óptica en diecisiete localizadas de Andalucía se demora después de que Masmóvil haya cancelado 11 de los 18 proyectos -dos de ellos los andaluces- que se había adjudicado en la convocatoria de 2017 del Peba (Plan de Extensión de la Banda Ancha).

El cuarto operador decidió cancelar los proyectos que logró en concurso público en esa convocatoria y que en Andalucía afectan a siete provincias, todas salvo Granada.

En Almería ha cancelado los despliegues de Oria y Aljambra (Albox); en Cádiz, los de Algar, Barbate y Vejer de la Frontera; en Córdoba, los de Santa Eufemia y Valenzuela; en Huelva, los de El Almendro, Encinasola, Paymogo y Santa Bárbara de Casa; en Jaén, el de Santiago-Pontones (Santiago de la Espada); en Málaga, los de Benaoján, Igualeja y Montejaque, y en Sevilla, los de El Castillo De Las Guardas, y EL Ronquillo.

En total, los proyectos cancelados sumaban una inversión financiable de 550600,47 euros, con una subvención de 331.560,29, lo que suponía un 60% del total.

Este periódico pidió a Masmóvil que explicara los motivos de su renuncia, pero el operador no ofreció ninguna versión.

Fuentes del mercado aluden a razones de baja rentabilidad para explicar estas renuncias, dado que no alcanzaron el número de adjudicaciones que esperaban. En el conjunto de España, los 11 proyectos que el cuarto operador ha cancelado suponían un inversión de 5.676.786,96 euros, con ayudas que superaban los tres millones.

El problema es que, tras la renuncia, esos proyectos ni los 3.03 millones en ayudas que les correspondían, pueden ser adjudicados a otros operadores, por lo que esas localidades andaluzas verán que esta tecnología llegará mucho más tarde de lo previsto, dado que no podrán ejecutarse hasta que no sea adjudicados de nuevos en próximas convocatorias del Peba.

Este plan incentiva el despliegue de redes de fibra óptica hasta el hogar (FTTH, por sus siglas en inglés) en zonas rurales o de baja densidad de población, con el objetivo de extender la cobertura de redes de alta velocidad, y está subvencionado por el Ministerio de Energía, Turismo y Agenda Digital con dinero público, parte de él financiación europea, mediante Fondos Eruopeos de Desarrollo Regional (Feder).

Las cancelaciones ejecutadas por Masmóvil, de momento, no suponen ningún perjuicio para la operadora, que no sufre penalización o sanción por la renuncia, mientras es la población de estas localidades con menos habitantes quienes sufrirán las consecuencias.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios