Martinsa-Fadesa acuerda la refinanciación de su deuda con sus acreedores

  • La inmobiliaria alcanza un pre acuerdo para gestionar los 5.100 millones de euros que debe

Martinsa-Fadesa ha logrado un "preacuerdo base" con todas sus entidades acreedoras sobre la refinanciación de la deuda de 5.100 millones de la compañía y sus líneas y condiciones básicas, según apuntan fuentes conocedoras del proceso.

El grupo inmobiliario que controla y preside Fernando Martín logró finalmente ayer, durante una reunión en Londres, que los fondos internacionales se adhirieran al preacuerdo de refinanciación que ya tenía con los bancos radicados en España.

El cierre definitivo de la operación, que negocia desde el pasado mes de enero, requiere el visto bueno unánime de todo el colectivo de hasta 35 entidades financiadoras de la compañía.

Los flecos del acuerdo se cerrarán "en los próximos días" aunque el plazo para concluir la negociación vencía a medianoche de hoy. 

  Además, pese a que el cierre definitivo del acuerdo se alargará aún en unas jornadas, la compañía no tendrá que hacer frente al pago de 362 millones de euros de deuda que vencía hoy, dado que finalmente quedará integrado en la financiación, tal como se pretendía.

En virtud del preacuerdo alcanzado con sus bancos y firmas acreedoras, Martinsa-Fadesa podrá contar con un plazo de hasta cinco años para amortizar su deuda y garantizarse un tipo de interés no superior al Euríbor + 3,5.

Además, la inmobiliaria se evitará el pago de los otros dos vencimientos que, según el actual préstamo, tenía que afrontar este año, uno de unos 150 millones de euros en julio y un segundo por importe de 2.000 millones en septiembre.

La actual deuda de 5.100 millones de euros de Martinsa-Fadesa es equivalente a alrededor del 40% del valor total de sus activos y en su mayor parte corresponde al crédito que Martinsa solicitó para comprar Fadesa.

La inmobiliaria repuntó un 3,29% durante la sesión de bolsa de hoy, jornada clave para cerrar este proceso de refinanciación, que concluyó a un precio de 19,25 euros por acción.

La subida se produjo en tanto Santander y BNP Paribás advirtieron de posibles "incrementos pasajeros" en el volumen de contratación de títulos de esta inmobiliaria después de que hayan registrado problemas en la liquidación de venta de acciones de la compañía en los últimos días.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios