Francisco González recomienda al Gobierno que tome decisiones para "sortear la crisis"

  • El presidente del BBVA intuye un escenario "complejo y difícil", aunque confía en la fortaleza de la economía española para superarlo · La liquidez de la entidad la coloca, a su juicio, ante "su hora, la de los bancos fuertes"

Comentarios 7

El presidente del BBVA, Francisco González, lanzó ayer un mensaje de confianza hacia el nuevo Gobierno salido de las urnas e incluso mostró su optimismo en que podrá hacer frente a los efectos de la desaceleración económica, pero también le hizo una recomendación: deberá tomar las decisiones adecuadas para "sortear la crisis" y "salir adelante". Durante su intervención en Bilbao ante la junta de accionistas de la entidad, subrayó que España tiene "recursos suficientes" para hacer frente al reajuste económico y destacó la necesidad de "aunar esfuerzos" para afrontar una "recuperación" que evite que el país pierda posiciones en los mercados globales.

Respecto a la situación de la economía mundial, el presidente del BBVA confía en que se despejen pronto los nubarrones. "Yo creo que a lo largo de este año veremos que esa desaceleración sigue, pero me da la impresión de que poco a poco iremos recuperando la normalidad, tanto en el sistema financiero como en el crecimiento económico global. Yo realmente soy optimista", afirmó.

Un entorno "complejo y difícil" que, a su juicio, no mermará la capacidad de crecimiento del grupo que dirige. "Es la hora de los bancos fuertes y bien gestionados. Es la hora de BBVA", afirmó con rotundidad Francisco González, confiado en que la coyuntura internacional implica nuevos retos. "Hay oportunidades para el BBVA", insistió ante su audiencia, pese a admitir que el ajuste de los mercados financieros "está teniendo ya un impacto negativo sobre la industria financiera y sobre el crecimiento económico mundial y de España".

Tras el repaso a la coyuntura nacional e internacional, González elogió la situación de su entidad, que acaba de concluir "un ejercicio extraordinario". "Ha sido un año difícil, todo el mundo lo sabe, pero en estos momentos somos el primer banco de Europa por eficiencia, por rentabilidad, y tenemos una morosidad muy baja", enfatizó en su intervención, en la que reiteró que la entidad no tiene exposición alguna a productos relacionados con vehículos ABCP, subprime, monoline, SIV, conduits ni a "ninguno de los términos exóticos" que han surgido últimamente.

De cara al futuro, aseguró que el BBVA afronta el presente ejercicio con "una sólida base de liquidez y capital", así como con un bajo nivel de riesgo. "Hemos sido capaces de crecer fuertemente manteniendo estándares muy prudentes de gestión de riesgo de crédito. No hay otro banco en la gran liga mundial que se acerque a nuestras cifras y no tenemos exposición a ninguno de los instrumentos que están causando tantos problemas a otros", explicó. El máximo ejecutivo del BBVA defendió que la entidad mantiene una posición privilegiada en cuanto a la liquidez, y que no necesita salir al mercado para obtenerla hasta muy entrado 2009, tras emitir y titulizar más de 38.000 millones de euros. "Somos el banco más eficiente del mundo", concluyó.

Pese a su intervención, el parqué no sonrió ayer a Francisco González. Las acciones del BBVA cayeron un 1,12%, aunque a lo largo de la semana acumulan una subida del 2,16%.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios