INFLACIÓN

El BCE anuncia fuertes subidas de la inflación en 2008 y 2009

  • El Presidente del Banco Central Europeo (BCE), Jean-Claude Trichet, ha indicado en Fráncfort que este año y en 2009, la tasa de inflación en los países del euro sufrirá una fuerte subida por los precios de la energía y los alimentos.

Comentarios 7

En una rueda de prensa ofrecida esta tarde en Fráncfort al término de la sesión del Consejo de gobierno del BCE, en la que se decidió mantener en el 4,0 por ciento la principal tasa de interés, Trichet recalcó que según los pronósticos del BCE, este año, la tasa anual de inflación se alzará hasta el 2,9 por ciento y no hasta el 2,5 por ciento como apuntaban hasta ahora las previsiones.

Las presiones inflacionistas seguirán al alza en 2009, año en el que se espera una tasa del 2,1 por ciento y no del 1,8 por ciento como se había calculado hasta el momento, agregó.

Trichet manifestó su preocupación por esos altos niveles de inflación, claramente por encima de la marca del 2 por ciento, considerada tope por el BCE para garantizar la estabilidad de los precios.

Por ese motivo, el BCE decidió rechazar las presiones para aplicar una rebaja de tipos, medida esta que puede provocar una subida de la inflación.

No en vano, la entidad monetaria se encuentra desde hace tiempo en una encrucijada: las presiones inflacionistas favorecen una subida de tipos, pero la incertidumbre provocada por la crisis de crédito no aconseja esa medida, sino la contraria. De hecho, los ministros de Finanzas de la UE aconsejaron de forma indirecta en el Ecofin una reducción de las tasas.

Trichet comunicó también que el BCE ha corregido a la baja sus pronósticos de crecimiento para la zona euro, dada la fortaleza del euro, -cotizado ya a más de 1,53 dólares-, el freno a la exportaciones que esto provoca y la preocupación general por la marcha de la economía, a causa de la crisis del mercado del crédito provocada por el desplome del sector "subprime" en Estados Unidos.

Así, para 2008 espera que los países del euro registren un índice de crecimiento económico del 1,7 por ciento y no del 2,0 por ciento como se preveía hasta ahora. Por otra parte y según comunicó Trichet, en 2009 la tasa podría ser del 1,8 por ciento, frente al 2,1 por ciento anunciado anteriormente.

La principal tasa de interés para la zona euro se mantiene invariable en el 4,0 por ciento desde junio de 2007. Los economistas esperan que la entidad monetaria efectúe un recorte de 25 puntos básicos para primavera o verano (boreal), cuando se haya controlado algo más la inflación

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios