La ronda se presenta hoy con carácter montañoso

  • Al menos cinco finales en alto tendrá la edición de 2008 de una carrera que contará con novedades

Comentarios 0

La próxima edición de la Vuelta a España, cuyo trazado oficial será dado a conocer hoy en el parque ferial Juan Carlos I de Madrid, tendrá un marcado carácter montañoso, con, al menos, cinco finales en alto.

La carrera comenzará el 30 de agosto en Granada, con una contrarreloj por equipos de siete kilómetros y terminará el 21 de septiembre en Madrid, con una etapa en línea que, como viene siendo habitual, tendrá como punto de salida una localidad cercana a la capital española.

A pesar de que los organizadores han tratado de mantener el hermetismo sobre el recorrido han sido varias las noticias que, en la mayoría de los casos, han sido dadas a conocer por los diferentes ayuntamientos que van a tener el honor de albergar alguna salida o llegada.

Salvo imprevisto, al margen de la salida y llegada, están confirmados tres finales en tierras castellano-manchegas, más concretamente en la primera semana de la prueba, en Puertollano, en Ciudad Real, donde se disputará una crono individual que rondará los 40 kilómetros, y en Toledo.

El principal menú montañoso parece que también está confirmado. La primera jornada de alta montaña será en una estación del principado andorrano y acto seguido otra en el Pirineo español.

Las otras tres estarán en la última semana de carrera y los altos elegidos son las cimas asturianas del ya mítico Angliru y el desconocido Fuente de Invierno, una de las novedades.

más noticias de DEPORTES Ir a la sección Deportes »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios