Sin representante autonómico en el palco

  • La Junta de Andalucía acusa a Villar de "poner en cuestión la legislación y la Ley del Deporte"

El secretario general para el deporte de la Junta de Andalucía, Manuel Jiménez Barrios, acusó ayer al presidente de la Real Federación Española de Fútbol, Ángel María Villar, de "poner en cuestión la legislación andaluza y la Ley del Deporte".

Manuel Jiménez Barrios comentó que se ha recibido en la comunidad autónoma una circular de la RFEF, a través de la Federación Andaluza de Fútbol, en la que se indica que debe ser la normativa FIFA la que prevalezca sobre el ordenamiento jurídico nacional, a la hora de fijar la convocatoria de elecciones en las distintas federaciones territoriales de fútbol.

De hecho, la FAF ya ha puesto fecha a su próximo proceso electoral, que se debe cumplimentar dentro del primer semestre del año en curso. Jiménez Barrios considera inaceptable la referida pretensión esgrimida desde la RFEF: "Esto es un ataque frontal contra la legislación y el Estado de Derecho, tanto nacional como autonómico, y nos ha dejado a todos muy preocupados por lo que significa".

Este mismo responsable público adelantó la reacción que está diseñando en este asunto su departamento. "Estamos preparando la respuesta jurídica que, lógicamente, no puede ir más que en el sentido de la defensa de la legalidad vigente. Vamos a analizar, con mucho cuidado, esta salida de pata de banco que, sobre todo, pone en cuestión el sistema en Andalucía, con la legislación andaluza y la Ley del Deporte", afirmó.

Así -recalcó- el proceso electoral de las Federaciones "es responsabilidad de la Administración Pública".

Paralelamente, Jiménez Barrios anunció que ningún representante de la Junta estaría presente en el palco del estadio de La Rosaleda con motivo del España-Francia, en solidaridad con el secretario de Estado para el Deporte, Jaime Lissavetzky, que no había sido invitado al encuentro por parte de la Federación Española.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios