La propuesta agrada

  • A pesar de la derrota sufrida ante el Real Zaragoza el equipo recreativista mostró un buen tono en la presentación ante sus aficionados · Se perfila un equipo que tocará la pelota y buscará los espacios

Stadium Gal de Irún. Ahí se tiene que empezar a ver al verdadero Recreativo. El que tiene que jugarse las habichuelas en una de las ligas más competitivas de Europa, como es la Segunda División española. No en vano, entre diez o doce equipos están en la parrilla de salida con idénticas ambiciones y, por si fuera poco, con similares posibilidades de dar el salto.

Pero hasta que llegue el pistoletazo de salida en esa cruenta competición de 42 domingos, el Recre se prepara a fondo para llegar lo mejor posible. Es ley de pretemporada. Para el Decano y para todos los equipos.

El viernes el Recre tuvo su primera piedra de toque de verdadero valor para calibrar su real dimensión. Fue en el primer partido del Trofeo Colombino ante un Real Zaragoza que regresa esta temporada a la elite del fútbol nacional. Y lo cierto es que el aficionado albiazul se marchó a casa con el agridulce sabor de haber visto a un equipo con una propuesta futbolísitica agradable, pero que perdió por culpa de ese detalle que se llama pegada.

Hay que ser cautelosos, porque a estas alturas de la pretemporada extraer conclusiones es aventurado. Pero al menos la declaración de intenciones del nuevo Recreativo de Javi López agradó en gran medida a sus incondicionales, que pudo ver un equipo que esbozó el juego que puede -y se supone que quiere- desplegar a lo largo de toda una Liga.

Se vio un Recre al que le gusta tener la pelota -se encuentra cómodo con ella-, no rehusa a tocar el balón en busca de los espacios, tanto por el centro como por las bandas. El seguidor albiazul vio como este Recre presiona al rival con balón, estrechando el campo para que no juegue con comodidad, y cuando recupera la pelota la juega siempre con mucho sentido. Durante el partido con el Zaragoza se vio un equipo que no pea pelotazos, sino que trata el balón con esmero, sea quien sea quien lo saque jugado.

En esta faceta destacó sobremanera Emilio Sánchez, colocado como enganche por delante de la pareja Barber-Jesús Vázquez, que fue quien más sorprendió a los aficionados recreativistas que deseaban desde hace mucho tiempo que su equipo contara con un futbolista que sepa buscar ese pase definitivo.

Atrás se vio un equipo en formación, con el detalle añadido de que el lateral zurdo fue Aitor, el futbolista más rentable del Recre en mucho tiempo. Con la lógica falta de acomplamiento de los jugadores, se vio una defensa que no complica la vida cuando tiene que ejercer como tal, pero que se transforma en la primera de las líneas en querer sacar la pelota jugada.

Cuenta con los referentes mencionados -Barber y Jesús Vázquez-, como primera aproximación para los hombres de enganche, móviles, versátiles y se supone que con capacidad de desborde.

De momento, la propuesta de fútbol agrada a la afición, pero se tiene que dar una vuelta de tuerca más para que el equipo sea definitivamente competitivo. Y eso posiblemente sólo se podrá ver de verdad en el Stadium Gal de Irún.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios