recreativo

"Si te están pegando, no te puedes quedar quieto"

  • Manolo Zambrano se rebela al denunciar los errores que han perjudicado al Recreativo en los últimos partidos · El técnico albiazul asume un final de dificultades pero cree en la permanencia de su equipo

Comentarios 3

"Estamos molestos y disgustados, pero sabemos que éste es nuestro sino y que tenemos que luchar contra todo". Manolo Zambrano compareció ayer ante la prensa con palabras de resignación pero sin ganas de rendirse ante la adversidad. Los arbitrajes (malos) están haciendo mella en la trayectoria del Recreativo de Huelva. También algo en la moral de su plantel. Pero el entrenador de los albiazules se rebela: "Si te están pegando, no te puedes quedar quieto. Algo habrá que hacer".

La realidad no da lugar a errores, según el técnico onubense: "Partido tras partido -aseguró- estamos encontrándonos condicionantes externos que al final se convierten en puntos, que es lo realmente malo para nosotros. Lo que para un equipo de arriba es sumar tres puntos, para nosotros es sacar uno. Nos están dando mucho trabajo pero hay que seguir luchando".

Aún así, a pesar de ese "borrón y cuenta nueva" que solicita el preparador recreativista, no cree que sea cuestión de morderse la lengua en el atropello arbitral. Ni piensa que ello pueda perjudicarle a su equipo. "No se trata de levantar la voz. Estamos haciendo lo mismo que cualquier otro equipo. Hasta el que va líder se metía con los árbitros porque decían que les perjudicaban. ¿Y vamos a estar nosotros callados?", se preguntó Zambrano ayer.

Su reflexión tuvo palabras comprensivas hacia la labor de los colegiados, aunque no tanto para sus asistentes "porque lo ven mejor, están más cómodos, tan sólo se dedican a marcar la línea… Sus errores nos cuestan puntos importantes a nosotros".

"Igual que al primer clasificado perder seis puntos es importante, para nosotros perder uno es importantísimo. Es lo mismo. Nosotros, con dos puntos más, estaríamos hablando de lo bien que estaría el equipo, de estar fuera del descenso, de que el equipo da otra imagen… En cambio, con dos puntos menos, estamos como estamos, dudando todavía de si el equipo puede salvarse. Yo estoy convencido de que sí, lo que pasa es que con los condicionantes externos que estamos sufriendo… Espero que esos errores humanos cambien alguna vez y nos beneficien. Todavía estoy esperando que alguien me diga que hemos salido beneficiados en algún partido. Son errores humanos, como hemos dicho, pero a ver si alguna vez, por casualidad, esos errores humanos nos benefician a los pobres", comentó.

El entrenador del Decano descartó pensar que el perjuicio arbitral a su equipo pueda deberse a algún tipo de conspiración o persecución orquestada. "Prefiero creer en el error humano. Siempre se ha dicho que el error humano siempre cae más veces del lado del grande. El comportamiento humano -apuntó- también es así: nos comportamos con el más humilde de forma diferente que con el más poderoso".

"No creo que sea premeditado pero es verdad que no es lo mismo que le chillen diez mil personas a que lo hagan cien mil", añadió.

Las quejas del onubense se centraron también en las repetidas expulsiones que sufre su equipo, desgastado por ello cada semana. "Cuando vemos que nos hemos quedado de nuevo con diez comprobamos que el error humano ha caído de nuevo de nuestro lado. No es por quejarme; la realidad es la realidad. Otra cosa es cómo juegue el equipo. Pero también veo a otros, veo cómo juegan, y también veo cómo sacan resultados positivos. Y nosotros no estamos lejos de ellos en nada".

Asimismo, Zambrano, en su queja sobre los arbitrajes, no eludió responsabilidades y, de hecho, quiso dejar claro que esto no justificaba el delicado momento del Recreativo.

"Los errores nuestros son tan graves que por ellos nos encontramos en esta situación, principalmente. Lo que pasa es que hay equipos con los mismos errores nuestros que están mejor colocados. No tratamos de echarle la culpa a los árbitros. Sólo pido dos puntos más. Ni ganarle al Real Madrid ni nada más. Me conformo con los dos empates con el Madrid y el Santander. Con esos estaríamos, con 34, fuera de los puestos de descenso. Dependeríamos sólo de nosotros, y a lo mejor ya no nos harían faltan cuatro victorias sino sólo tres. Son muchas cosas. Lo que para ser campeón de Liga son seis puntos, para nosotros salvarnos son dos. Igual de importante. Para nosotros es mucho".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios