El destino de Marcos Alonso III

Marcos Alonso conversa con Saúl. Marcos Alonso conversa con Saúl.

Marcos Alonso conversa con Saúl.

El jugador del Chelsea Marcos Alonso podría convertirse hoy en la tercera generación de su familia en vestir la camiseta de La Roja tras su abuelo y su padre, dos leyendas del fútbol español.

Después de ver desde el banquillo todo el amistoso ante Alemania, se espera que Julen Lopetegui le conceda sus primeros minutos como internacional absoluto en otro duelo de altura ante Argentina, lo más probable que relevando a Jordi Alba en el lateral izquierdo durante el partido o bien con una sorprendente titularidad.

En ese momento, el jugador de 27 años hará historia en la selección española al convertirse en el tercer Marcos Alonso que defiende sus colores, alargando una dinastía familiar que parece tener su destino ligado al del fútbol español y que inició su abuelo.

Marcos Alonso Imaz (1933-2012), popularmente conocido como Marquitos, fue un defensa que formó parte de un equipo legendario: el Real Madrid liderado por Alfredo di Stéfano en la década de los años 50, con el que conquistó, entre otros trofeos, cinco Copas de Europa y seis títulos de Liga. Tuvo dos participaciones con la selección española.

La saga continuó con su hijo Marcos Alonso Peña (58 años), quien brilló como delantero en la década de los 80 en varios equipos, especialmente en sus etapas en Barcelona y Atlético de Madrid. Llegó a ser internacional en 22 ocasiones y tras su retirada hizo carrera como entrenador, regresando al Atlético y pasando por los banquillos de Sevilla, Zaragoza o Racing, entre otros.

Ahora es Marcos Alonso Mendoza el que está a punto de cumplir con el destino familiar como lo inició su abuelo, jugando como defensa. En su caso, un carrilero agresivo y descarado con un magnífico golpeo de pelota, cualidades que ha podido potenciar en el Chelsea. "No sabría decir quién es el mejor de la saga. De mi abuelo hay pocas imágenes... Así que tendré que dejárselo a los mayores", dijo en su primera rueda de prensa como internacional. "Mi padre se enteró antes que yo de mi convocatoria. Tenía en mente descansar unos días e irónicamente me preguntó si iba a venir a ver a la familia".

Tras formarse en la cantera del Real Madrid, con el que llegó a debutar en 2010, Marcos Alonso tuvo que buscar su camino en la élite europea del fútbol fuera de España. Primero en Inglaterra, en el Bolton Wanderers, y más tarde, en la Fiorentina italiana, con una breve cesión en el Sunderland, para regresar consolidado a la Premier League a través del Chelsea.

Una trayectoria que pudo truncarse por un incidente extrafutbolístico en el año 2011, cuando Alonso se vio involucrado en un accidente de tráfico con víctima mortal en el que fue acusado de homicidio imprudente, conducción temeraria y un delito contra la seguridad vial por dar positivo en el control de alcoholemia.

Hoy, en el mejor momento de su carrera, Marcos Alonso no sólo busca hacer historia en la selección española siguiendo el destino familiar, sino además convencer a Lopetegui para ser incluido en la expedición que viajará al Mundial de Rusia 2018.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios