Una cuestión de estadoDos jóvenes con experiencia en 'clásicos'

  • Víctor Muñoz asegura que su equipo necesita la victoria "de forma imperiosa" frente al Sevilla · Apela a la solidaridad de todos los sectores y señala que habrá pocos cambios en el once inicialMartín Cáceres y Marco Ruben apuestan por el triunfo recreativista frente a los hispalenses

Ganar sí o sí, o también. No hay otra posibilidad. No se contempla otro resultado. La necesidad obliga al Recreativo a lograr frente al Sevilla una victoria "forma imperiosa". Suena casi a llamamiento angustioso de un entrenador que sabe que mañana puede haber en juego muchas cosas, incluida su cabeza si el equipo cae derrotado ante un rival cuya trascendencia siempre es mayor en Huelva. Lo tiene muy presente el técnico aragonés, para quien todos los problemas arrastrados de semanas anteriores deben quedar a un lado.

Para ello ha modificado el mensaje. Del técnico dolorido con todos los sectores recreativistas al término del encuentro con el Getafe, a un preparador conciliador que trata de unir a una masa necesitada de un resultado que estimule de nuevo al equipo. Reparte elogios. A la afición le pide que "sea la afición de siempre del Recreativo. Es un choque de gran rivalidad y queremos que estén con nosotros como lo han estado siempre, que notemos desde el primer instante que la gente está motivada e involucrada con el equipo como lo ha estado otras veces". Al plantel le reclama "solidaridad. Debemos ser un equipo solidario en todas nuestras acciones. Sabemos que delante estará un oponente poderoso con problemas al que le podemos hacer daño si aprovechamos sus debilidades". Incluso cierra el debate que él mismo abrió alrededor de la portería cuando criticó abiertamente a Sorrentino. "En el Recreativo la portería está bien cubierta. Cuando un jugador comete un error hay que darle confianza para que lo supere. Sorrentino está realizando una gran temporada".

Armonía y unión frente a un duelo rodeado siempre de una dosis especial de rivalidad por la cercanía. En esta ocasión, convergen dos estadísticas bien diferentes. La historia dice que los choques entre ambos conjuntos suelen saldarse habitualmente a favor de los nervionenses. En cambio, esta campaña el Sevilla el segundo peor equipo de todo el campeonato lejos de su terreno de juego. Sólo le ha ganado al Levante, a pesar de lo cual "los números están para romperlos con facilidad", cuestión por la que "no podemos confiarnos. Nuestra necesidad de victoria es imperiosa porque venimos de muchas jornadas sin ganar y encima la última perdimos en nuestro campo. Hay que ganar sí o sí".

Para ello no tiene previsto introducir demasiados cambios en su once inicial. La mayor duda radica en el lateral derecho, donde aún no tiene decidido sin mantener la confianza en Edu Moya pese a sus últimas actuaciones desafortunadas o buscar otras alternativas.

La juventud no está reñida con la experiencia. Dos de los integrantes con menos edad de la plantilla del Recreativa poseen, posiblemente, el mayor bagaje en choques de máxima rivalidad. Tanto Marco Ruben como Martín Cáceres han vivido en sus país encuentros en los que había algo más que los tres puntos en juego.

En el caso del argentino, incluso era una cuestión de estado los enfrentamientos entre Rosario Central y Newell's Old Boys. "La rivalidad en esos partidos es máxima. Para muchos era el partido de la temporada y ganar o perder tenía un valor decisivo". Martín también recuerda "enfrentamientos parecidos" en Uruguay. Son "diferentes a todo lo demás". "Puedes llegar bien o mal, pero cuando llega un partido así da lo mismo la clasificación".

Comprenden a la perfección lo que podría significar para los aficionados ganar. "Puede ser una alegría enorme para ellos y para nosotros. Tenemos que hacer todo lo que esté en nuestra mano. Apenas llevo aquí una semana y ya sé lo que significaría poder vencer al Sevilla. Me lo han dicho los compañeros y toda la gente. Estoy muy motivado", señala Ruben.

Para su compañero se trata "de un partido de sí o sí. No vale otro resultado que no se ganar y estamos mentalizados para conseguirlo. Es un partido de esos que valen más de tres puntos por nuestra afición y además por la situación en la que nos encontramos en la clasificación".

Cáceres prácticamente tiene asegurado el sitio en el once inicial, mientras que el argentino trabaja "duro para adaptarme lo antes posible al equipo. Tengo muchas de poder tener otra oportunidad en este partido. El otro día llevaba poco tiempo aquí y las cosas me salieron regular. Ahora se presenta una oportunidad en un 'clásico' como los que he jugado en Argentina. Son los partidos que a todos los futbolistas nos gusta disputar".

Víctor Muñoz le dedicó bastantes elogios tras su primera actuación, por lo cual es de esperar que tenga de nuevo minutos contra el Sevilla. Esta circunstancia le hace "sentirme muy orgulloso. Soy un recién llegado y eso me ayuda mucho. Espero estar a la altura del equipo".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios