Trámite para los dos primeros

Isla Cristina y Rosal encaran compromisos que deben ser de trámite. La privilegiada posición de ambos en la clasificación de Regional Preferente, primero y segundo respectivamente, obliga a pronósticar a su favor.

Los dieciséis puntos de ventaja con los que saltará el conjunto isleño ante el Trigueros Balompié, dejan muy claro lo que uno y otro contendiente está haciendo. Sin embargo, y pese a la diferencia existente, habitualmente la empresa de ganar fuera de casa no siempre es fácil, y máxime si se tiene en cuenta que los entrenados por Alfonso Santiago vienen de ganar a domicilio a La Orden.

Está muy claro que el conjunto playero apostará por un triunfo que refuerce la candidatura al ascenso que, los dirigidos por Francis Acosta, avalan con una condición de líder que intentarán reforzar en este partido.

Menos complicado, a priori, lo debe tener el Rosal en el envite que sostendrá con el Hinojos. Por triunfos cuentan los preparados por Antonio Martínez y Pepe Vázquez los partidos jugados al amparo de sus incondicionales, por lo que la posibilidad de que se dejen sorprender mañana aparece tan remota como lejana.

El cuadro fronterizo, herido por el tropiezo que sufrió en su visita al Olont, apretará más que nunca, se apoyará en la ventaja que tiene sobre los dirigidos por Juancris, doce puntos, y fijará el rumbo a la victoria sobre un rival, más acertado en las dos últimas jornadas, empate ante el Aljaraque y triunfo sobre el Camping La Bota, que no aparece como un escollo insalvable.

Entrega y algo más tendrá que poner el Aroche sobre el tapete para doblegar al correoso Valdelamusa. Después de tomar el mismo tren del ascenso a finales de la pasada temporada, ambos contendientes reflejan en la tabla destinos diferentes, ya que mientras que el arucitano se encuentra en la zona noble, sexto con diecisiete puntos en su haber, el equipo minero está metido de lleno en el pantanoso terreno del descenso, cuarto por la cola con nueve puntos.

El premio que pondrán en liza mañana tarde, puede marcar aún más su futuro, pues su consecución concedería más estabilidad clasificatoria a los entrenados por José María, mientras que al equipo minero que acata las decisiones de Antonio Andrés le vendría de perlas para tomarse un imaportante respiro.

La rivalidad se cita este fin de semana en dos frentes. En uno de ellos lucharán Moguer y Pinzón por resolver un duelo que los moguereños deben resolver favorablemente, mientras que Almonte Balompié y Bollullos tratarán de llevar a buen puerto la misión de ganar un encuentro en el que los almonteños parten como claros favoritos.

Como huesos duros aparecen Canela, La Orden y Olont de cara a sus respectivos compromisos con el Camping La Bota, Aljaraque y Riotinto Balompié.

El conjunto canelista, después de ceder el tercer puesto la pasada semana, comparecerá ante el Camping La Bota con pretensiones ambiciosas que no le serán fácil de cumplir.

Por su parte el Aljaraque apuntará con descaro a la diana del triunfo que una vez más se le negó ante el Canela. En esta ocasión tendrá enfrente a La Orden, adversario que se multiplicará en su afán de que se le note lo menos posible que llega 'tocado' por las sanciones.

El Riotinto calibrará la fortaleza que atesora el Olont con su tercer puesto. El choque se presume difícil, pero los olontenses tratarán de refrendar su condición de equipo revelación.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios