Medalla a los 39 años

  • García Bragado consigue la presea de bronce en los 50 kilómetros marcha tras una briosa reacción en el tramo final de la prueba · Odriozola y Cambil, muy lejos de la cabeza

Dieciséis años después de conquistar el título mundial en Stuttgart, Jesús Ángel García Bragado consiguió en la capital alemana, con un tiempo de 3:41.37, su cuarta medalla, la de bronce, en un Mundial en la distancia de 50 kilómetros marcha, al tiempo que igualó el récord de participaciones hasta hoy en poder del australiano Tim Berret con nueve presencias.

A sus 39 años, García Bragado sigue reportando alegrías al atletismo español. Si el año pasado fue el mejor del equipo en los Juegos Olímpicos de Pekín, con su cuarto puesto, ayer evitó que la marcha española se fuera de vacío de unos Mundiales, algo que sólo había ocurrido dos veces: en Tokio en 1991 y en Sevilla en 1999.

Una briosa reacción en los últimos kilómetros permitió al atleta madrileño adelantar al australiano Jared Tallent, que había dominado la prueba a lo largo de 40 kilómetros. La medalla de oro fue para el ruso Sergey Kirdyapkin (3:38.35), que recuperó el título cuatro años después, y la de plata para el noruego Trond Nymark (3:41.16)

Los otros dos españoles presentes en la dura prueba tuvieron una bien distinta actuación. El donostiarra Mikel Odriozola terminó vigesimosexto con un tiempo de 4:00.54, y el granadino Alejandro Cambil vigesimonoveno con 4:13.14.

El bronce de García Bragado es la segunda medalla española en los Mundiales de Berlín y el cuarto metal que consigue en unos campeonatos del mundo. El pasado lunes Marta Domínguez había conseguido el título en 3.000 metros obstáculos.

García Bragado, que había sido descalificado en los dos Mundiales anteriores, ofreció en Berlín una actuación consistente, de gran estratega, siempre colocado entre los diez primeros, para volver al podio en su competición predilecta.

Desde que en su primera participación, en Stuttgart en 1993, se proclamase campeón mundial con 23 años, no ha faltado ni una sola vez a la competición que le ha dado los mayores éxitos de su carrera deportiva, ya que también ha sido dos veces subcampeón (en Atenas 1997 y en Edmonton 2001).

Los Juegos Olímpicos se le han dado peor, pero aún así el año pasado obtuvo en Pekín el mejor resultado de todo el equipo español con su cuarto puesto en los 50 kilómetros.

García Bragado ha prolongado su carrera frente a la retirada de marchadores históricos de su generación como Daniel Plaza, campeón olímpico de 20 kilómetros en Barcelona 1992, o Valentín Massana, campeón mundial de la misma distancia en Stuttgart ese mismo año.

Su objetivo próximo serán los campeonatos de Europa de Barcelona, dentro de un año en el Olímpico de Montjuïc. Después de proclamarse subcampeón de Europa hace tres años en Gotemburgo, adelantó que el oro se lo reservaba para Barcelona 2010. Tendrá entonces 40 años.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios