El Madrid recupera la tercera plaza

  • El conjunto blanco, con un gran Isco, se impone con comodidad a un Málaga resignado a perder la categoría

El malaguista Ideye intenta mantener la posesión de la pelota ante la presión del central madridista Jesús Vallejo. El malaguista Ideye intenta mantener la posesión de la pelota ante la presión del central madridista Jesús Vallejo.

El malaguista Ideye intenta mantener la posesión de la pelota ante la presión del central madridista Jesús Vallejo. / daniel pérez / efe

El Real Madrid recuperó el tercer puesto con una victoria en La Rosaleda, como ocurrió la pasada temporada, cuando se proclamó campeón de Liga, en un partido en el que fue superior, con Isco como protagonista, ante un Málaga ramplón, tímido y prácticamente descendido, que maquilló el resultado con un gol en el último segundo del delantero uruguayo Diego Rolán.

El equipo malagueño, con varias novedades en el once titular, con la entrada del defensa Ricca, el centrocampista Adrián González y el delantero nigeriano Ideye, y el conjunto madridista, sin Cristiano Ronaldo, Bale, Varane, Marcelo o Modric, pero con Kovacic, Casemiro, Vallejo, Benzema y Asensio. La presión tímida al inicio del Málaga, que quería el balón, duró poco, porque el Madrid cogió el timón y el mando, y con varias acciones del delantero francés Karim Benzema, avisó.

Quince minutos tardó el conjunto madridista en crear la primera acción de peligro, con un remate de cabeza de Kovacic, a centro de Lucas Vázquez, que frenó el guardameta Roberto con una excelente intervención. El Málaga, encerrado en su campo, daba muchas opciones al Madrid, que tocaba y trenzaba a su antojo y placer, aunque sin rematar. Lucas Vázquez pudo adelantar a su equipo tras un pase milimétrico de Isco que la defensa no logró despejar, pero su disparo se fue fuera.

28 minutos mantuvo el Málaga con la igualada a cero hasta que Isco, al que le hicieron falta en la frontal del área, lanzó y marcó, pidiendo perdón a los aficionados malaguistas que tanto le veneran. El Madrid, jugando a medio gas, dominaba a un Málaga temeroso, sin recursos y sin calidad. Isco volvió a ser el protagonista con un lanzamiento que rozó el poste.

El Málaga tardó 41 minutos en crear algo de peligro y fue en una falta lanzada por Rosales. A continuación, una entrega del guardameta costarricense Keylor Navas a Casemiro fue defectuosa e Iturra, le adivinó la intención, robó y su disparo lo abortó el portero con su pierna izquierda.

La presión del Málaga en los instantes finales de la primera parte y la relajación del Madrid le pudo valer el empate, pero no logró atinar. El encuentro se inició en la segunda parte de forma similar a la primera, con el equipo blanco dominando, con incursiones por las bandas, con Isco de canalizador, pero sin un finalizador. El Málaga movió el banquillo con un cambio ofensivo de Alberto Bueno por el centrocampista franco-argelino Medhi Lacen.

El partido despertó algo por parte del Málaga, incluso hubo un choque entre Keylor Navas y Vallejo, que dejó al central tendido en el césped, aunque se recuperó. El Madrid no sufría en exceso y sabía que en cualquier momento el segundo gol llegaría y por consiguiente la sentencia. Fue tras un robo de Casemiro, con pase de Benzema a Isco y este viendo al brasileño que le acompañaba fue generoso y le dejó el balón, que sólo tuvo que empujar.

El Málaga pudo acortar diferencias con algún disparo del belga Lestienne y del venezolano Rosales, y un Madrid tranquilo con alguna acción esporádica para marcar el tercero, aunque fue Rolan, en el descuento, el que acortó diferencias con un balón dentro del área pequeña por un error de Vallejo que logró rematar el uruguayo. Victoria del Madrid, tercero con 67 puntos, y nueva derrota del Málaga, que podría descender matemáticamente el jueves si vuelve a perder contra el Levante en el Ciudad de Valencia.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios