Intensidad sin el premio del gol

  • La plantilla albiazul destaca el trabajo del equipo en la recuperación · La asignatura pendiente es la definición

El Recre no encontró el paraíso del gol. El empate estaba cantado en la previa del encuentro y así sucedió. Lucas Alcaraz armó un Córdoba muy ordenado en defensa y contra esa muralla se estrelló los centros recreativistas. Con sólo 15 tantos en 16 jornadas el déficit goleador resulta bastante evidente.

Con acierto de cara a puerta llega la recompensa de los tres puntos, pero sin éstos los equipos punteros abren brecha. Aún así la plantilla albiazul se queda con "las sensaciones que transmite el conjunto. No hemos perdido ningún encuentro desde la llegada del nuevo entrenador y además estamos trabajando muy bien en la recuperación. Es una lástima que no hayamos convertido nuestras ocasiones", apuntó Raúl Cámara.

El trabajo de Jesús Vázquez en la medular fue la nota más positiva de un encuentro "difícil". Para el medio de Santa Olalla, "el Recre ha llevado el peso del partido. La pena ha sido que el balón no ha querido entrar, quizás nos ha faltado precisión en el último pase. En el equipo hay jugadores ofensivos y además el sistema que quiere implantar Raúl Agné es propenso para incrementar la renta goleadora".

Con las victorias de la Real y el Hércules la zona alta se vislumbra desde la lejanía. "El próximo choque es vital para disminuir la distancia. Nuestras buenas sensaciones debemos confirmarlas con un triunfo en Alicante. Queda tiempo para llegar a los puestos altos de la tabla", reseñó el medio albiazul.

En la delantera Adrián Colunga trabajó para desarmar la línea defensiva del Córdoba, pero el abridor se encasquilló en un partido "muy cerrado, sin espacios". El ariete recreativista indicó que "la existencia de seis jugadores en su propia área dificulta las tareas ofensivas. Es obvio que Lucas trabaja muy bien la defensa".

Para el asturiano sólo vale "ganar porque no somos un equipo de la mitad de la tabla. Es fundamental marcar rápido para que los partidos se abran".

El técnico del Decano intentó aportar frescura en la zona de ataque con la entrada de Bruno Fornaroli, sin embargo el marcador no se alteró. "El empate sabe a poco, porque en casa siempre hay que lograr la victoria. El Córdoba cerró bien las puertas y nosotros también mejoramos en el aspecto defensivo", aseveró el uruguayo. Para Bruno, el triunfo ante el Hércules es "fundamental para medir nuestras aspiraciones e irnos con cierta tranquilidad al parón navideño", concluyó Bruno.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios