Hamilton, primera 'pole'

  • Cara para el inglés y cruz para Alonso y Raikkonen

El piloto británico Lewis Hamilton, de la escudería McLaren-Mercedes, se apuntó la pole de la cita inaugural de la temporada del Mundial de Fórmula 1, el Gran Premio de Australia, por delante del polaco Robert Kubica, de BMV, y del finlandés Heikki Kovalainen, también de McLaren-Mercedes, mientras que el asturiano Fernando Alonso (Renault) tuvo que conformarse con salir 11º en la prueba que se celebraba la pasada madrugada.

El bicampeón español concluyó la clasificatoria con un tiempo de 1:26.188 tras salirse de la pista en la segunda ronda. Por su parte, McLaren-Mercedes fue el gran triunfador de la fase de calificación, mientras que la otra escudería favorita, Ferrari, se quedó sin ningún puesto en primera línea.

Alonso no accedió tan siquiera a la tercera ronda de calificación debido a la rotura del diferencial de su monoplaza. Y eso que el asturiano contó con marca suficiente para garantizarse el paso a la última ronda, pero le fue anulada por culpa de las banderas rojas que los comisarios sacaron por el accidente sufrido por Mark Webber, que se salió de pista.

Con el tiempo conseguido, el español podría haber salido séptimo. Pero le fue a su compañero de escudería, el brasileño Nelson Piquet, penúltimo de la parrilla después de una sesión y un fin de semana cargado de problemas mecánicos y de pilotaje.

Y es que sobre el trazado de Albert Park, bajo un sol abrasador, Hamilton cumplió el pronóstico en la antesala de la primera carrera de la temporada, Kubica firmó la gran sorpresa de la clasificatoria y Raikkonen, defensor del título, se convirtió en el principal damnificado por los problemas al quedarse fuera de la segunda ronda por culpa de la bomba de gasolina de su Ferrari.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios