fórmula 1 gran premio de españa

Hamilton se agranda

  • El piloto inglés gana en Barcelona por delante de su compañero, Valtteri Bottas

  • Primer doblete de Mercedes en la temporada

  • Sainz acaba séptimo; Fernando Alonso, octavo

El piloto de Mercedes Lewis Hamilton celebra con sus simpatizantes la victoria en el Gran Premio de España de Formula 1 que se disputó en el circuito de Barcelona-Cataluña. El piloto de Mercedes Lewis Hamilton celebra con sus simpatizantes la victoria en el Gran Premio de España de Formula 1 que se disputó en el circuito de Barcelona-Cataluña.

El piloto de Mercedes Lewis Hamilton celebra con sus simpatizantes la victoria en el Gran Premio de España de Formula 1 que se disputó en el circuito de Barcelona-Cataluña. / Alejandro García / efe

El Gran Premio de España alzó a Mercedes a lo más alto en todas las clasificaciones, ya que Lewis Hamilton, ganador en Barcelona, se asienta en la general y adelanta a Ferrari en la de escuderías. El bólido del inglés volvió a ser un cohete y ganó por delante de Valtteri Bottas, su compañero, al aprovechar un segundo cambio de ruedas de Sebastian Vettel (Ferrari).

Tras dos triunfos en las dos primeras pruebas, a Ferrari le queda la intranquilidad de pensar que Mercedes vuelve a las andadas con su aplastante superioridad y vislumbra un gris horizonte.

Mejores sensaciones recogen en McLaren, donde el fin de semana en Barcelona se llevan el primer abandono de la temporada, el de Stoffel Vandoorne, pero Fernando Alonso realizó una admirable actuación con un octavo puesto, aunque por detrás de dos coches con los que lucha por liderar la zona media: el Haas de Magnussen y el Renault de Sainz.

La carrera empezó accidentada, lo que provocó los abandonos de Romain Grosjean (Haas), Hulkenberg (Renault) y Gasly (Red Bull), mientras que Alonso sorteaba la colisión por los pelos.

Tras abandonar el coche de seguridad la pista en la vuelta seis, Hamilton volvió a liderar la carrera, como había hecho en la primera vuelta después de afrontar la primera curva como líder. Y tras él, Vettel, que adelantó a Bottas. Sainz era octavo y Alonso realizó una mala salida que lo hizo caer al undécimo puesto, aunque pudo superar a Esteban Ocon (Haas) para situarse décimo.

En la octava vuelta, Hamilton ya sacaba dos segundos a Vettel, mientras que en la zona media Alonso luchaba con todo para superar al monegasco Charles Leclerc (Sauber), que se hacía fuerte en la novena plaza. Pasadas las primeras 15 vueltas, el ritmo de Hamilton era ya insuperable: sacaba siete segundos a Vettel, quien tenía enganchado a Bottas, a un segundo y medio. Raikkonen iba 11.6 del inglés.

El primero en entrar a cambiar neumáticos fue Vettel (vuelta 17) y después Bottas (19), a quien le hicieron una mala maniobra en el cambio de gomas invirtiendo más tiempo del esperado. Vettel regresó a la segunda posición tras una maniobra en la que pasó entre Bottas y Magnussen, al que adelantó por la derecha.

Alonso entró para calzar medios (vuelta 22) y dos giros después Raikkonen abandonó cuando entraba en la recta de tribuna, segundo abandono de la temporada.

Hamilton entró en la 26, Sainz en la misma vuelta y, una después, Sergio Pérez (Force India). Con las nuevas gomas, el madrileño intentó pasar a Marcus Ericsson (Sauber) y finalmente, en la 29, pudo superarlo tras haberlo intentado anteriormente a la desesperada.

Los dos Red Bull entraron a cambiar gomas en la vuelta 34 (Daniel Ricciardo) y 35 (Max Verstappen), mientras que en la siguiente Hamilton llegaba al ecuador de la carrera con 10 segundos por encima de Vettel, 12 sobre su compañero Bottas y sacaba ya 20 a Verstappen.

En la sexta posición se había afianzado Magnussen y tenía a 16 segundos a Sainz (séptimo) y a 20 a Alonso (noveno), quien continuaba su calvario por adelantar a Leclerc (octavo).

Todo apuntaba a que Mercedes y Ferrari iban a ir a dos paradas, pero después de que Vettel volviese a cambiar las gomas en la vuelta 41, al aprovechar un coche de seguridad virtual, el alemán se quedó como único piloto de delante con dos cambios, a pesar de que los mecánicos de Mercedes tenían las ruedas preparadas.

Esta entrada dio la segunda posición a Bottas, mientras que en la vuelta 43 Alonso lograba por fin sacarse de encima a Leclerc y tomar la octava posición.

En la misma vuelta, Verstappen se tocó con un Williams y dañó la parte derecha del alerón delantero, pero recibió órdenes de sus ingenieros para que mantuviese el coche en pista a pesar de perder algunas décimas por vuelta. La parte dañada se acabó desprendiendo y Sergio Pérez la pisó en la recta, sin que acarrease pinchazo alguno.

En la vuelta 46 Hamilton dominaba a placer la carrera con 14 segundos por delante de su compañero Bottas, con 25 a Verstappen y con 27 a Vettel, que se vio incapaz de asaltar la tercera posición. Magnussen, en la sexta posición por detrás de Ricciardo, pilotaba con comodidad, la que le daba los 22 segundos que sacaba a Sainz, y algo más atrás estaba Alonso. El trazado barcelonés, poco propenso a los adelantamientos, confirmó las posiciones hasta el final. Hamilton logró su segundo gran premio consecutivo y reeditó el triunfo logrado el año pasado en el mismo escenario.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios