Éxito sin precedente para los onubenses

  • Consiguen dos oros, tres platas y dos bronces en Cádiz

Comentarios 1

La natación onubense de discapacitados intelectuales alcanzó el pasado fin de semana en Cádiz un éxito sin precedentes durante los Campeonatos de España de Natación organizados por la FEDDI (Federación Española de discapacitados intelectuales), a los que asistieron 54 clubes con un total de 314 nadadores, 194 masculinos y 120 femeninos.

La representación onubense logró siete medallas (dos oros, tres platas y dos bronces) y corrió a cargo de dos clubes, el CN Huelva, representado por la sanjuanera Marina Rodríguez Ferrera. y el CODA, que acudió con 7 nadadores: Guillermo Sánchez Boza, Miguel Alonso Garrocha, Pablo Rodríguez Ferrera, Laura Gómez Vaz, Patricia Leandro Romero, Marina Méndez Feria y María Leandro Gutiérrez.

La polifacética Marina Rodríguez logró la medalla de plata en los 100 metros braza rebajando su marca personal en más de dos segundos; en los 50 libres volvió a proclamarse subcampeona, a sólo 58 décimas de la vencedora. La guinda a su sensacional actuación llegó en los 50 espalda, la prueba para la que realmente se había preparado. La sanjuanera fue remontando posiciones y conquistó la medalla de oro aventajando a la segunda en casi un segundo y medio, quedándose a 22 décimas del récord nacional.

Guillermo Sánchez, en la categoría de adaptada, nadó los 50 metros espalda, braza y libres, alcanzando la final en esta última, donde acabó sexto. Miguel Alonso Garrocha nadó los 100 braza, y los 50 y 100 mariposa en la categoría síndrome de down; en los 50 mariposa batió su propio registro personal y se clasificó para la serie final, donde acabó séptimo con un crono de 1:00:07. Pablo Rodríguez nadó en la categoría de habilidades deportivas con material, logrando la medalla de bronce en 50 libres y la de oro en 50 espalda, proclamándose campeón de España.

Por su parte, las cuatro féminas del CODA compitieron en la categoría de síndrome de down. Laura Gómez realizó un digno papel rebajando sus marcas en 100 libres, 50 espalda y 50 braza. Patricia Landero nadó los 50 libres, braza y espalda; en esta última se clasificó para la final, pero no pudo nadar por una indisposición.

Marina Méndez fue cuarta en los 200 estilos quedándose fuera del podio por sólo 50 décimas, compitiendo también en 100 espalda y libres. Por último, María Leandro nadó las semifinales de 50 y 100 metros braza logrando pasar a la final y consiguiendo la cuarta posición.

Mención aparte merecen los 100 metros libres femeninos síndrome de down, que contaron con 32 participantes; Marina obtuvo la medalla de bronce y María la de plata.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios