El Ayamonte choca con la intensidad del Puerto Real

  • El conjunto fronterizo se ahogó ante la presión de los puertorrealeños

El Ayamonte choca con la intensidad y derroche del Puerto Real y sólo logra un punto lejos de su feudo. Y es que el conjunto ayamontino, a pesar de ir en la parte alta de la clasificación y aunque bien plantado en el campo, no pudo crear apenas peligro debido a la continua presión de los verdiblancos en un encuentro cuyo juego, en muchos tramos, se volvió duro y muy trabado.

Los pupilos de Jose Antonio Neva saltaron al terreno de juego con tal intensidad que lograron que las diferencias entre dos equipos tan distanciados en la tabla prácticamente desaparecieran. Cinco minutos después del inicio, el local Joaquín ya había intentado adelantar a su equipo en dos ocasiones. El partido se siguió desarrollando sin demasiado peligro en ninguna de las áreas pero con un Puerto Real muy luchador.

Al cuarto de hora de juego, Luis Lara lo volvió a intentar desde fuera del área y diez minutos más tarde fue Pedro Curtido con un cabezazo que se marchó por encima del travesaño, tras un buen centro de Fran. Justo después, llegó la primera intentona y única seria del Ayamonte en toda la primera mitad, un tiro que se marchó por el lado izquierdo de la meta defendida por Wilfred. Una gran ocasión para haber decantado la balanza a favor de los fronterizos.

En adelante, los puertorrealeños se vaciaron y acorralaron a su rival. Aun así, no consiguieron adelantarse a pesar de la rapidez de Pato en sus internadas por la banda y de dos buenas ocasiones de Andrades que se fueron alto.

Tras el descanso el partido siguió siendo controlado por los locales, que aunque parecieron comenzar la segunda parte más cansados tras la intensidad de los primeros cuarenta y cinco minutos, poco a poco se fueron haciendo con el ritmo y con el encuentro. El principal problema de los de Neva era que se presentaban en numerosas ocasiones al área visitante pero sin llegar a definir. Entre los onubenses el que más peligro llevó a la meta de Wilfred fue sin duda Guarte, aunque tampoco acabó el balón en las mallas.

De este modo, el duelo finalizó en tablas porque el conjunto fronterizo no supo desarbolar la presión rival. Sin apenas peligro en el área contraria, los ayamontinos se trajeron un triste empate, cuando era presumible una victoria visitante. Este partido debe servir de ejemplo para no cometer los mismos errores y buscar salidas cuando un contrario plantea un choque con tanta intensidad.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios