El Atlético, muy superior

El Atlético de Madrid impuso su superioridad sobre el Aberdeen escocés, al que doblegó en el estadio Vicente Calderón por 2-0, en un partido cómodo, sobre todo tras el primer gol en los instantes previos al descanso, y que dejó al conjunto rojiblanco a un paso de la siguiente ronda de la Copa UEFA.

Al equipo madrileño, al que incluso le puede valer un punto en los próximos dos partidos para lograr la clasificación, le bastó un gol del uruguayo Diego Forlán, de penalti, para derribar a su rival, sentenciado en el inicio de la segunda mitad con un tanto de falta del portugués Simao Sabrosa.

El Atlético salió muy metido en el partido. En el primer minuto, Luis García no logró batir al portero Jamie Langfield, tras un buen centro del incansable Maxi Rodríguez; en el segundo, un disparo lejano de Mariano Pernía se estrelló en el poste; y, en el quinto, el argentino Kun Agüero falló ante la salida del guardameta rival.

El empuje del Atlético creció en el tramo final de la primera mitad, en el que obligó a su rival a dar más pasos hacia atrás, cada vez más cerca de su portería, hasta que un notable Motta comenzó una potente carrera y lanzó un pase al desmarque de Agüero, arrollado por Hart en el área. Forlán no falló el penalti (1-0, 45').

Sin el delantero argentino sobre el césped, sustituido por el portugués Simao Sabrosa en el descanso, la reanudación mantuvo los mismos argumentos del primer tiempo, con la posesión en poder del conjunto madrileño, sin sufrir atrás, pero también sin excesivas ocasiones ante un rival inofensivo de medio campo hacia adelante.

El Atlético encontró la tranquilidad con el 2-0. Sólo necesitó una falta para añadir el segundo tanto a su marcador, con un ajustado lanzamiento y por encima de la barrera de Simao, que, tras tocar en el poste, chocó en la espalda del guardameta escocés para alojarse en la red de la portería visitante.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios