La Policía Local retira carteles del PP de la puerta del PSOE

  • La Junta Electoral envía a las fuerzas del orden y a una empresa especializada a quitar propaganda y remitirá la denuncia al juzgado por si hay delito electoral.

Comentarios 3

Tras varios intentos, al parecer infructuosos, la Junta Electoral decidió que fuese la Policía local la responsable de la retirada de toda la propaganda electoral del Partido Popular que adornó hasta ayer la acera de los números pares de la avenida del Aeropuerto. La denuncia la interpuso el Partido Socialista y, como buena parte del vecindario de Córdoba conoce, en la acera de los pares es donde tiene su sede central en la provincia la dirección del PSOE, que un buen día apareció adornada con caras de Javier Arenas y José Antonio Nieto, candidatos a la Presidencia y al Parlamento por la circunscripción de Córdoba.

La retirada de la publicidad, obviamente, fue solicitada de forma reiterada ante la Junta Electoral por el representante socialista, el secretario de Organización, Miguel Serrano. El reparto de la publicidad electoral se realizó a finales del mes de febrero por la instancia que sirve de árbitro en la contienda electoral. La acera derecha de la avenida del Aeropuerto no figuraba entre las zonas que el PP podía ocupar con su cartelería. Los socialistas reclamaron su retirada inmediata en varias ocasiones asegurando que, además de invadir zona vetada, el PP le estaba causando "daños y perjuicios".

La cuestión es que el PP se hizo el remolón y las banderas no acababan de quitarse. Según consta en la documentación, la Junta Electoral ya ordenó el pasado día nueve que con carácter inmediato que se retirara el material. Como quiera que eso no ocurrió, dio un segundo ultimátum. O el PP retiraba las banderolas o se pasaba el encargo a las fuerzas y cuerpos de seguridad del Estado. La fecha tope para la retirada voluntaria era la del 12 de marzo a las 17:00 y la orden de la Junta Electoral era clara: la publicidad tenía que desaparecer "sin excusa ni pretexto". La propaganda electoral fue retirada durante la mañana de ayer por una empresa especializada que realizó los trabajos acompañada de una dotación de la Policía Local. La factura de los trabajos de retirada de las banderolas la pagará el Partido Popular, según la resolución.

La dirección de campaña del PP asegura que no hay tanto problema. Que la empresa encargada puso la publicidad en la acera equivocada. "Se han quitado y se pondrán en el lugar correcto", aseguran. Afirman además que "no hay más que eso".

El problema para el PP radica en la tardanza de la retirada de la cartelería. Junto a una fecha topa para quitar la propaganda, la Junta Electoral estableció también una admonición. Si no se cumplían los plazos, el órgano de vigilancia de las elecciones advirtió a los populares de que remitiría el testimonio al juzgado de guardia para que comprobase si se ha producido un presunto delito electoral. Según una de las disposiciones del artículo 144 de la Ley Orgánica de Régimen Electoral General, está penado  con penas de tres meses a un año de prisión o multa de seis a 24 meses quien infrinja las normas legales en materia de carteles electorales y espacios reservados para ello.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios