Los ediles del caso Malaya se desmarcan y culpan a los técnicos

  • El andalucista Pedro Pérez niega haber recibido sobres con dinero de Roca.

Perfil bajo y pelota fuera de juego. Esta es la estrategia común bajo la que se guarecen en el juicio por el caso Malaya los concejales de Marbella procesados por corrupción. Primero lo hizo Isabel García Marcos, después Marisol Yagüe y ayer le tocó el turno a Pedro Pérez, concejal andalucista que se sumó a la moción de censura que dio lugar al último gobierno del GIL porque, según dijo, era un militante disciplinado.

Pérez explicó al fiscal Anticorrupción Juan Carlos López Caballero que entró en política para ser concejal de su pueblo porque le dolía lo que se decía de la Marbella del GIL. Así se enroló en el PA. Esa modesta ambición no fue obstáculo para que llegara a ser el secretario de la formación en Málaga. No obstante aludió al gran ausente, el concejal huido Carlos Fernández, como el "máximo exponente" del andalucismo marbellí. Según contó, fue Fernández quien le explicó que estaba en marcha la moción de censura después de que hablara durante "una hora" con el entonces presidente nacional del PA y consejero de Turismo, Antonio Ortega. En definitiva, que él era un mandado que seguía las consignas de su dirección desconociendo que Jesús Gil fuera el instigador de aquella moción de censura que partió al GIL y desalojó del poder a Julián Muñoz.

Nunca tuvo competencias urbanísticas más allá de su sillón en la junta de gobierno local que aprobaba licencias y convenios, donde, de acuerdo con su declaración, se pronunciaba siempre en el sentido que le indicaban los técnicos, argumento que también han esgrimido García Marcos y Yagüe. "Si los técnicos dicen que se revise una licencia se revisa, como si me dicen que se revisen 100, 1.000 o las 30.000". Por tanto, sugirió, que no tenía sentido que nadie lo sobornara.

El ex concejal afirmó que no se reconocía en la contabilidad secreta de Maras elaborada por Juan Antonio Roca donde, según declaró en noviembre, identificaba con iniciales a los concejales a los que entregaba dinero, tanto directamente como a través de los portavoces municipales. "Roca nunca me ha dado dinero", afirmó.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios