Una nieta de Galindo rechaza que se abra la fosa y apoya a la familia Lorca

  • Nieves Galindo, descendiente directa del maestro enterrado junto al poeta, ve innecesaria la apertura y entiende que se convertiría en "un circo mediático"

Pocos conocían su existencia, pero ha saltado a la esfera pública en un momento crucial. Nieves Galindo, una nieta biológica de Dióscoro Galindo -el maestro republicano fusilado y enterrado junto a Lorca, Francisco Galadí y Joaquín Arcollas en una fosa común de Alfacar- se opone a la exhumación de su abuelo y estudia alegar en contra de la misma a pesar de que Nieves García Catalán, acogida por la familia Galindo desde pequeña y quien se considera nieta del maestro, la ha promovido junto a los descendientes de Galadí.

"Queremos dejar claro que la familia Galindo, que somos nosotros y no Nieves García, no hemos cambiado de opinión ahora, sino que nunca nos hemos pronunciado al respecto. En su momento fuimos a la Audiencia Nacional para hablar con el abogado de la Asociación para la Recuperación de la Memoria Histórica (ARMH) y pedirle que registrara la solicitud de exhumación a nombre de Nieves García y no de Nieves Galindo. No fuimos a personarnos, sino a dejar claras las cosas", aseguró ayer Raúl Guindal Galindo, biznieto del represaliado e hijo de Nieves Galindo.

El descendiente, que calificó de "auténtica chapuza" el proceso para la apertura de la fosa, insistió en que la opinión de su familia "no forma parte de un plan ideado junto a los herederos de Lorca", con quienes, según señaló, "sólo nos reunimos en una ocasión para conocer sus opiniones".

Pero resulta llamativo que su posicionamiento -que adelantó ayer el diario Público-, coincide con el de la familia Lorca, que aunque ha manifestado su intención de no poner objeción a la apertura -en principio no prevé alegar-, se ha mostrado en reiteradas ocasiones en contra de exhumar la fosa. Y algunos de los argumentos esgrimidos por ambas familias, además, también coinciden.

Así, Raúl Guindal aseguró estar en contra porque su familia "no lo ha pedido" y porque "esto es un circo mediático en el que todo el mundo opina". Pero, además, el descendiente valoró que "no habrá un control y una identificación correcta de ADN de los restos". "Nos han dicho que a Lorca se le identificará por la forma ósea del cráneo y a mi abuelo, porque le faltaba una pierna. ¿Los descendientes quieren que a sus familiares los identifiquen de esta forma? Me parece increíble que a estas alturas se hagan las cosas así", criticó.

En su opinión, es "una chapuza integral" que -en sus palabras- "nos den unos restos y que nos digan mira, este es vuestro familiar". Y es que, según relató, a su familia le han preguntado si se haría responsable de los restos, lo que lamentó. "O sea, si no nos hacemos responsables ¿qué es lo que piensan hacer, dejarlo en otra fosa común? ¿Sin identificar? ¿Las exhumaciones se hacen así?", concluyó.

Por su parte, Nieves García -que hasta ahora se había presentado como Nieves Galindo- anunció que tras once años de lucha seguirá adelante con su petición. Y no ocultó su sorpresa ante el posicionamiento de la que considera su hermana. Al respecto, lamentó que esté en contra de una decisión que, dice, había autorizado la hija del maestro fusilado, ya fallecida.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios